Las claves del día Suscríbete a nuestra 'newsletter' y recíbela cada mañana de lunes a viernes

Presupuestos 2017

Espadas se apoya en Ciudadanos y Participa para sacar adelante las cuentas

  • El gobierno realiza modificaciones por valor de 17 millones para contentar a ambos partidos. La división interna del PP bloquea una posible abstención. IU lamenta que no se recojan sus propuestas.

Espadas y Millán durante la reunión en uno de los salones de la Casa Consistorial. Espadas y Millán durante la reunión en uno de los salones de la Casa Consistorial.

Espadas y Millán durante la reunión en uno de los salones de la Casa Consistorial. / José Ángel García

El rompecabezas de las cuentas de la ciudad para este año empieza a encajar. Antes de la celebración de la comisión de Hacienda, Juan Espadas formalizó el apoyo de los tres concejales de Ciudadanos. No será de manera altruista. El acuerdo se ha logrado a cambio 8,2 millones. El grueso de la partida se destinará para los parques empresariales, la puesta en marcha de la línea de bus rápido a Sevilla Este y la celebración del Año Murillo. De la reunión celebrada en la Casa Fabiola para debatir y votar las distintas enmiendas de los grupos políticos salieron complacidos los miembros de Participa Sevilla. A falta de que la asamblea de la formación verde morada analice el borrador resultante de las cuentas, todo indica que su voto será favorable. Hasta 8,5 millones consiguieron para un plan de emergencia social de vivienda, potenciar el uso de la bicicleta o actuaciones en materia de memoria histórica. Sensación opuesta tanto en el Partido Popular como Izquierda Unida. El principal partido de la oposición resumió el encuentro como "un portazo" a un posible acuerdo pese a sus reiterados intentos de llegar a un consenso. La formación encabezada por Daniel González Rojas lamentó que los presupuestos no recojan sus principales propuestas. El desenlace se conocerá en el Pleno que se celebrará a final de la semana que viene. Todo apunta a que el alcalde cambiará este año de socio para sacar adelante las cuentas. Una apuesta por el centrismo para no depender del acuerdo de investidura.

El alcalde apuesta por el centrismo para no depender del acuerdo de investidura

El día marcado en rojo para negociar los presupuestos de la ciudad para este año comenzó con una reunión entre los equipos del PSOE y Ciudadanos que fue criticada por el resto de la oposición. El gobierno repite socio para sacar adelante las segundas cuentas del mandato. El acuerdo quedó refrendado después en la comisión de Hacienda cuando ambos partidos se asociaron para aprobar 26 enmiendas acordadas previamente. Se han incorporado mejoras en parques y jardines, programas de desarrollo sostenible, inversión en los parques empresariales, inversiones de recuperación del patrimonio histórico, un incremento de 500.000 euros para el Año Murillo o mejoras en materia de movilidad e impulso de los carriles bici.

"Un importante número de enmiendas han logrado el apoyo de otros grupos y han sido aprobadas para lograr una ciudad que piense en las personas y no en las grandes infraestructuras y grandes obras", expuso el concejal Julián Moreno, de Participa Sevilla, quien adelantó que el nuevo borrador será estudiado por las bases para decidir el sentido del voto. La comisión aprobó nueve de las once enmiendas que Participa presentó junto a IU que se traducen en un incremento en las políticas de viviendas, actuaciones en memoria histórica, un aumento mayor del previsto por el gobierno para cooperación al desarrollo o un programa de subvenciones y ayudas de lucha contra el VIH.

El Plano para aprobar los presupuestos se celebrará a final de la próxima semana

Una de las enmiendas rechazadas en la comisión de Hacienda fue la repetida una y otra vez en las últimas semanas por los populares para evitar una operación de crédito que roza los 19 millones. La venta de la antigua comisaría de la Gavidia y la sede en la calle Pajaritos. "Espadas ha dado un portazo al acuerdo presupuestario pese a nuestros reiterados ofrecimientos de colaboración", dijo Beltrán Pérez, que destacó el fracaso de la negociación, algo que achacó a la improvisación y la incapacidad. Se aprobaron 10 de las 57 enmiendas presentadas, 356.000 euros de 34,5 millones. Resultó curioso que el PP votó a favor de los presupuestos participativos, una de las principales peticiones de los partidos de izquierda. Desde el partido se defiende que por encima de las siglas se encuentra la ciudad. La división interna del grupo bloquea un posible acuerdo para negociar la abstención.

Tampoco salieron contentos de la negociación los miembros de Izquierda Unida, pese a que se aprobó su paquete de enmiendas conjuntas con Participa. "Ha quedado claro que el PSOE ha optado, y no precisamente por nuestras prioridades políticas", destacó Daniel González Rojas, quien lamenta que el gobierno se opusiera a propuestas encaminadas a recuperar el plan centro de movilidad, garantizar el acceso a la vivienda o apoyar el deporte base.

Una vez concluida la comisión de Hacienda, el equipo socialista inicia ahora los trabajos para buscar el encaje a las enmiendas y propuestas aprobadas en el proyecto de presupuesto resolviendo los problemas que se hayan podido producir y que puedan generar situaciones de desequilibrio económico. Asimismo, se revisarán una a una para ajustar el importe global de las modificaciones que se van a introducir en el presupuesto para este año. "Empezamos ahora una nueva fase de nuestro trabajo, pero hoy estamos más cerca que ayer de tener un presupuesto para 2017 que responda a las prioridades de esta ciudad, como son el empleo, las políticas sociales, la vivienda y la inversión y mejora de nuestros barrios. Todo ello, evidentemente, de forma equilibrada y cumpliendo todos los requisitos de la Intervención municipal y la Secretaría del Ayuntamiento", aseveró el delegado de Hacienda, Joaquín Castillo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios