Sevilla

Despedida en la intimidad de la joven de Dos Hermanas fallecida en Bali

El cadáver de Ana Gata, la vecina de Dos Hermanas fallecida en la isla de Bali (Indonesia) cuando practicaba submarinismo, llegó ayer al aeropuerto de San Pablo de Sevilla, donde su familia se hizo cargo del cuerpo, según informó Francisco Rodríguez, concejal de Hacienda y Obras del Ayuntamiento nazareno, que ha colaborado en estas labores con los familiares de la víctima.

Después de diversas dificultades para repatriar el cadáver, el mismo llegó el pasado jueves a Madrid en un vuelo y fue a primera hora de ayer cuando ha sido trasladado a Sevilla. Los familiares y amigos de Ana Gata celebraron posteriormente una misa fúnebre en la parroquia Ave María y San Luis de Dos Hermanas, ceremonia en la que estuvo presente la Corporación municipal nazarena.

Tras la incineración del cuerpo "en la más estricta intimidad", las cenizas de Ana Gata, dueña de una conocida óptica de la localidad, descansan ya en el cementerio de Dos Hermanas junto a los restos mortales de su propia madre.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios