Sevilla

Obediente

Comentarios 1

Fiel y obediente a su amo, este perro, al que por lógica no le permiten la entrada al juzgado, espera tranquilo en la puerta, recibiendo carantoñas de los que por allí pasan, a que su dueño resuelva sus asuntos en el interior de las dependencias judiciales.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios