Sevilla

El PP tiende la mano a Ciudadanos para bajar los impuestos

  • Belmonte advierte que el gobierno puede estar "disfrazando" los números de la plusvalía

El concejal popular Rafael Belmonte durante la rueda de prensa de ayer. El concejal popular Rafael Belmonte durante la rueda de prensa de ayer.

El concejal popular Rafael Belmonte durante la rueda de prensa de ayer. / M. G.

El concejal del PP en el Ayuntamiento Rafael Belmonte realizó este miércoles un llamamiento a Ciudadanos para establecer una "línea de diálogo leal, constructiva, franca y abierta" que lleve a conseguir una bajada de impuestos a los sevillanos, ya que entiende que hay "margen de maniobra" para aplicarla y "no hace falta renunciar a ningún gasto indispensable" para la ciudad.

Belmonte señaló que ambas formaciones han de sentarse a hablar sobre los impuestos que quieren en la ciudad para 2018, "sin confrontación". El popular aseguró que es al alcalde, Juan Espadas, al que "hay que exigirle responsabilidad y respuestas rigurosas", pero "con las cifras se demuestra que no explica la realidad municipal como es". También reclamó "diálogo" por parte del Ayuntamiento, aunque advirtió que el portavoz de la formación, Beltrán Pérez, lleva "más de 20 días" esperando una reunión institucional.

Desde el PP entienden que IU y Participa Sevilla están en contra de la bajada de impuestos y mostraron su preocupación por Ciudadanos, teniendo en cuenta que "no vio cumplida la promesa hecha por Espadas en 2016 de rebajar el impuesto sobre bienes inmuebles (IBI) al estar condicionada al incremento de los ingresos estatales, algo que ya avisamos que pasaría".

El PP denunció, además, el "nuevo pacto" que recoge una bajada del 3% del IBI "incondicional", pero que "no es general, pues sólo afectará a las viviendas, pero no a comercios, centros de trabajo, naves, garajes, trasteros, almacenes, clínicas, bares y restaurantes, entre otros". Belmonte defendió la bajada de este tributo un 10%, cifra que consideró que se tenía que haber rebajado en 2016, "pero que Espadas disfrazó con la subida del 10% de todos los valores catastrales". También, pidió la reducción de los recibos de los inmuebles no residenciales, que "algunos subieron más del 50%, como ha ocurrido con numerosos comercios". Por ello, Belmonte recordó a Ciudadanos que junto al PP suman mayoría y les instó a hablar de "su 3% y de nuestro 10% para llegar a un acuerdo y aliviar la presión fiscal el año que viene".

Belmonte también desgranó las líneas fundamentales del presupuesto de 2018 que han sido remitidas al Ministerio de Hacienda, tras su aprobación en la junta de gobierno local. En este sentido, indicó que en concepto de Plusvalía se ha comunicado al Ministerio que en 2018 se prevé ingresar 25,5 millones, dos más que lo previsto en 2016, en vez de "22 millones después de la sentencia sobre esta materia", por lo que advirtió que se están "disfrazando los números".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios