Seguridad

La Policía Local cierra cuatro comisarías para atender procesiones

  • El fin de semana hubo 42 cortejos, entre cruces de mayo y procesiones eucarísticas

  • El viernes sólo había cinco patrulleros para la ciudad

Un agente de la Policía Local, en la Plaza Nueva. Un agente de la Policía Local, en la Plaza Nueva.

Un agente de la Policía Local, en la Plaza Nueva. / víctor rodríguez

Comentarios 9

La Policía Local de Sevilla tuvo que cerrar al público cuatro comisarías de distrito el pasado viernes 25 de mayo para poder atender las 17 procesiones que se celebraban de manera simultánea en distintos puntos de la ciudad. No había policías disponibles para acompañar tantas cruces de mayo y hubo que recurrir a los que se encontraban en las comisarías. Así, hubo que cerrar las sedes de los distritos Centro, San Pablo, Nervión y Bellavista.

El problema se repitió durante el sábado y el domingo, aunque no afectó al funcionamiento normal de los distritos porque algunas de estas oficinas permanecen cerradas durante el fin de semana de manera habitual. El sábado hubo otras 14 cruces de mayo. En esa misma jornada también hubo que movilizar agentes para el concierto Love the 90's, que se celebró en el Estadio de la Cartuja, y para una velá. El domingo fueron 11 las procesiones que salieron, en un día en el que por la mañana se celebró la carrera popular del Parque de Miraflores, que también requirió un importante dispositivo de tráfico. En esta jornada las procesiones fueron en su mayoría eucarísticas. En total, durante el fin de semana, hubo 42 cortejos religiosos, entre cruces de mayo y procesiones eucarísticas, la mayoría de ellas organizadas por hermandades y asociaciones religiosas.

La plantilla de la Policía Local sigue necesitando más de 300 nuevos agentes

Esta cantidad de eventos obliga al Ayuntamiento a poner en la calle un enorme despliegue de la Policía Local, que ha de asumirse en su mayoría a base de productividades. En los últimos años, estos eventos se han ido incrementando paulatinamente, de manera directamente proporcional al gasto anual del Consistorio en pluses para los policías locales que tienen que trabajar de manera extraordinaria los fines de semana y festivos. El Ayuntamiento gasta casi cinco millones y medio de euros al año en este tipo de complementos.

La plantilla de la Policía Local de Sevilla está compuesta por 1.094 agentes y hace más de seis años que no se incorpora ninguno nuevo. El gobierno local ha convocado 50 plazas de nueva creación, pero con ellas apenas podrá paliar las bajas y jubilaciones de un cuerpo que requiere un mínimo de 300 nuevos agentes para no tener que recurrir sistemáticamente a las horas extraordinarias. El delegado de Movilidad y Seguridad, Juan Carlos Cabrera, ha anunciado en varias ocasiones una reorganización del cuerpo que, de momento, no llega a oficializarse nunca, entre otras cosas porque harían falta 363 policías para poder ponerla en marcha tal como se ha diseñado.

Una de las grandes carencias del cuerpo es la falta de mandos intermedios. El servicio de las 17 procesiones del viernes 25 de mayo se montó sin mandos de la escala básica, es decir, sin oficiales. Sólo había un oficial para hacerse cargo de cuatro cruces de mayo. Fuera del dispositivo de procesiones, para la ciudad sólo había ese día cinco coches, tres vehículos de investigación de accidentes de tráfico y el furgón para los controles de alcoholemia. La unidad de Tráfico fue destinada al servicio que se presta habitualmente en punto fijo en el Ayuntamiento, ya que se estaba celebrando el Pleno y no había agentes disponibles para montar el servicio habitual que se presta en el Consistorio.

La necesidad de cubrir las procesiones, con los cortes de tráfico que ello conlleva, obligó a la Jefatura de la Policía Local a desmontar varios dispositivos permanentes, como los que se prestan en las barriadas de Torreblanca y en el Polígono Sur. La Oficina de Gestión de Atestados (OGA) -unidad que se encarga de la investigación de los accidentes de tráfico- no tenía ni siquiera un oficial al frente. El servicio contra la venta ambulante también se vio afectado, sobre todo en el centro. Al cerrarse este distrito, no se pudo montar el dispositivo habitual contra los manteros en la calle Tetuán o en otras zonas del casco histórico como la Avenida de la Constitución.

Para este fin de semana podría volver a repetirse la misma situación, ya que está previsto que salgan más de 20 cortejos del Corpus desde otras tantas parroquias de Sevilla. Casi todos saldrán la mañana del domingo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios