Tribunales

Río Grande entiende que no debe devolver la terraza a Puerto de Cuba

  • La empresa detalla que el negocio ya se clausuró antes de la compra al carecer de licencia municipal

Vista general de los jardines que forman parte del complejo hostelero Río Grande Vista general de los jardines que forman parte del complejo hostelero Río Grande

Vista general de los jardines que forman parte del complejo hostelero Río Grande / Juan Carlos Muñoz

Comentarios 1

Río Grande entiende que la sentencia del juzgado de Primera Instancia número 25 de Sevilla que le obliga a devolver la terraza a Puerto de Cuba no es firme, ya que se puede interponer un recurso de apelación ante la Audiencia Provincial de Sevilla. Para la empresa Faetón Capital “la sentencia no produce el efecto de cosa juzgada y sus pronunciamientos y fallo serán juzgados nuevamente”. Apunta que en el veredicto del juez sólo se condena a la anterior propietaria (Río Grande de Sevilla S. L.) por el desalojo. Además, detalla que la anterior propietaria tenía la terraza clausurada antes de la compra. En ese misma fecha aparece en el Boletín Oficial de la Provincia (BOP) del 31 de octubre de 2017 que fue clausurada la actividad de terraza de verano con música al aire libre por carecer de licencia municipal. En el documento se recoge que Faetón Capital ha iniciado acciones penales contra Puerto de Cuba por sus graves acusaciones. En especial, las vertidas contra un accionista de una de las sociedades que forman parte de la empresa, Miguel Gallego.

Río Grande deja claro que las terrazas y jardines de su establecimiento llevan abiertos desde el pasado abril, y no desde el 24 de mayo como manifestó Puerto de Cuba. La misiva termina con que “el único objetivo es que en el inmueble de su propiedad se desarrolle un proyecto empresarial de referencia internacional, y que existen 75 trabajadores desarrollando sus funciones”. Esta respuesta de Río Grande se produce después de que la sociedad Puerto de Cuba en Liébana mostrase su satisfacción tras la sentencia que obliga a Río Grande y a las empresas Faetón Capital y Al Andalus Siglo XXI a devolverle la terraza, al estimar que con esta resolución ha quedado “claramente demostrado que ostentaba la legítima posesión” de las instalaciones de Río Grande, de las que fue “desalojada y despojada de manera ilícita, como siempre defendió y como acredita rotundamente el fallo judicial”.

El juzgado de Primera Instancia número 25 de Sevilla obligó al restaurante Río Grande a devolver la terraza a Puerto de Cuba. La sentencia estimó de forma “plena” la demanda presentada por Puerto de Cuba en Liébana contra Río Grande, Faetón Capital y Al Andalus Siglo XXI.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios