Sevilla

Teresa Jiménez-Becerril se hace cargo de la fundación que lleva el nombre de su hermano

  • El Ayuntamiento cumple su compromiso y entrega la Presidencia a la hermana del concejal asesinado por ETA. "Por que ETA no mate no está todo acabado", ha advertido en la toma de posesión.

La eurodiputada del PP Teresa Jiménez Becerril, que este lunes se ha hecho cargo de la Fundación que lleva el nombre de su hermano Alberto, concejal de Sevilla asesinado junto con su esposa por ETA, ha pedido "no caer en la tentación de pensar que por que ETA no mata está todo acabado". "ETA está fuerte, y el relato de la memoria es muy importante porque si lo ganan habremos perdido nosotros, habrá perdido Alberto, habrá perdido Ascen y habrán perdido todas las víctimas del terrorismo", ha dicho al tomar posesión del cargo, en presencia del alcalde de, Juan Ignacio Zoido.

Jiménez Becerril ha asegurado que "hoy es un día importante" para su familia y que Zoido ha cumplido su compromiso de que la dirección de la Fundación Jiménez Becerril pasara a manos de la familia del concejal asesinado. La eurodiputada ha explicado que ha aceptado su nueva responsabilidad con el consentimiento de sus sobrinos, Alberto, Ascen y Clara, hijos de Alberto y Ascensión, que eran muy pequeños cuando asesinaron a sus padres, en enero de 1998. Jiménez Becerril ha asegurado que la fundación impulsará la memoria de los valores que representaban Ascen y Alberto, "como libertad, justicia y dignidad".

Ha dicho que no se puede garantizar que ETA no va a volver a atentar y que, por tanto, hay que seguir trabajando "para que no pase, mientras están en las instituciones todas estas personas que defienden y apoyan el proyecto político de ETA". De ellos ha añadido que no descansan y desarrollan una gran actividad internacional; todo lo que haga la fundación "para contrarrestar ese poder que tienen de convocatoria es muy importante". Será tarea de la fundación "testimoniar y recordar los crímenes de ETA", banda de la que ha asegurado que quiere ocultar las atrocidades que ha perpetrado.

Al lehendakari Íñigo Urkullu le ha contestado: "Cuando dice que se ha sufrido mucho en el País Vasco quiero recordarle que mi hermano Alberto era de Sevilla y su mujer era de Cádiz; como muchos guardias civiles asesinados eran de todos los rincones de España". "ETA ha castigado a todo el pueblo español, al que ha tenido amenazado, y no es un problema del País Vasco sino de toda España", ha concluido.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios