Sevilla

El desafío de las cuentas claras

  • Participa Sevilla condiciona su apoyo a los presupuestos de Espadas a que ponga en abierto los datos económicos que permitan las auditorías ciudadanas del Ayuntamiento

Comentarios 1

Los tres concejales de Participa Sevilla que dieron su apoyo a la investidura de Juan Espadas han puesto al alcalde socialista en la difícil tesitura de hacer completamente transparente a los ciudadanos el presupuesto de la capital para 2016, los que vendrán en los años siguientes de su mandato y los anteriores desde 2008. La formación quiere las cuentas claras para acometer en profundidad las auditorías ciudadanas que anunció en campaña electoral sobre la deuda municipal y la gestión del Ayuntamiento.

La transparencia que reclama Participa Sevilla exige colgar en internet las cuentas en datos abiertos, lo que se conoce como open data. Y supone algo inédito: ponerlas a disposición de los vecinos con todo lujo de detalles (activos y pasivos) y, sobre todo, en un formato tal que los datos puedan copiarse, pegarse y organizarse en hojas de cálculo y en otros documentos para su análisis continuado. Lo tradicional es presentar sólo algunos datos y hacerlo en formato pdf que sólo permite su lectura.

El reto de la transparencia absoluta no es fácil para un político. Implica que miles de ojos van a controlar a qué se destina cada euro de las cuentas de una ciudad cuyo presupuesto lo aportan los ciudadanos con el pago de impuestos. En el caso de Sevilla, el socialista Espadas está obligado a cumplirlo porque así lo firmó entre los 81 acuerdos que pactó con esta formación a cambio del sillón de alcalde. Si no cumple, le faltarán tres votos para sacar adelante sus primeros presupuestos, la herramienta clave para gobernar.

Otro elemento que podría obligar al gobierno de Espadas a tener cuentas claras es la ordenanza de transparencia, una norma que está actualmente en fase de alegaciones hasta finales de este mes. De momento no hay datos para ser optimistas sobre este punto, a juzgar por el borrador de esta ordenanza, cuyo artículo 22 estipula que, "siempre que sea técnicamente posible" se difundirá la información "en formatos electrónicos que permitan su redistribución, reutilización y aprovechamiento".

Julián Moreno, concejal de Participa Sevilla y secretario interventor de profesión, asegura que tal redacción de la norma lo dice todo. "Cuando una norma dice que se hará si técnicamente es posible, es que no se va a hacer. Sin el aspecto imperativo, una ley es como una espada de madera", advirtió el mismo concejal a este periódico.

La formación explica que Espadas ha copiado para el borrador de esa ordenanza -como han hecho otros muchos ayuntamientos- el modelo tipo de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP), un modelo que, según Participa Sevilla, requiere muchas mejoras, la principal la de obligar a dar esos datos económicos abiertos, sin condiciones. El modelo de ordenanza que defiende Participa es el de Openkratio, que se define como un foro de ciudadanos independientes que actúan para la mejora de la democracia a traves de gobiernos abiertos y la publicación de datos públicos.

Julián Moreno relata que otros ayuntamientos españoles con partidos ciudadanos de unidad popular en gobiernos municipales han podido hacer esas auditorías al tener acceso directo a los datos económicos. En Sevilla, al estar en la oposición, Participa sólo tiene para presionar el acuerdo de investidura con el PSOE. "Es muy diferente si estás en el gobierno o en la oposición. Nuestra fuerza es el pacto de investidura, que tiene obligaciones para ambas partes. Y para el PSOE esas obligaciones se plasman en un presupuesto. Pero nosotros solos no vamos a conseguir nada si no tenemos una movilización social detrás", aclaró Moreno.

Hasta ahora, el gobierno local socialista no ha proporcionado a la oposición en open data más que la ejecución del gasto del presupuesto de 2015 que aprobó Zoido. Y aún no tiene siquiera borrador del presupuesto para 2016 pese a que todos los grupos de la oposición se han quejado del retraso en la aprobación de las cuentas de la ciudad.

El volcado de los datos económicos del Ayuntamiento en internet para que los ciudadanos tengan acceso a ellos se haría, según Participa, a través de la herramienta digital que ofrece el Observatorio Ciudadano Municipal (www.ocmunicipal.net). Participa va a intentar lograr todo un hito. "Para eso estamos en el Ayuntamiento, para intentar conseguir beneficios para la ciudadanía. El PSOE lleva 40 años sin hacerlo; si lo hace es porque ven un movimiento ciudadano y se quieren apuntar al carro".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios