Vuelta al cole en Sevilla

Primer día de clases en Sevilla: "No queremos ni oír hablar de otro confinamiento"

  • Acceso escalonado a los colegios, reencuentros tras medio año de ausencia y restricciones marcan el regreso al aula más complicado

Vuelta al cole con seguridad. / Vídeo: José Ángel García/ Foto: Juan Carlos Vázquez

"No quiero oír hablar de otro confinamiento". Así se expresa Lola Gutiérrez cuando lleva a sus dos hijos, de seis y cuatro años, al CEIP José María del Campo, en pleno corazón de Triana. Sus sentimientos están encontrados. Entre la ilusión y el temor. Como la mayoría de los padres que acuden a este centro de enseñanza pública en el arranque de un curso marcado por la pandemia. 

Los hijos de Lola, como los 340 alumnos del colegio, regresan al aula con un elemento que se hará inseparable de ellos durante meses: la mascarilla. Las hay de todo tipo y colores. Lola se ha gastado unos 30 euros en material de protección. Un gasto que viene a sumarse al habitual en esta época del año. 

Esta madre se dirige a la puerta por donde entran los niños de Primaria. El centro ha habilitado tres accesos: para los de dicha etapa, para los de Infantil y para los de Educación Especial. Las familias han recibido las instrucciones en las reuniones que el equipo directivo ha mantenido con ellas los primeros días de septiembre

Como aconsejan las instrucciones de la Junta, cada etapa educativa entra a una hora distinta para evitar aglomeraciones. En los accesos hay señales pegadas en el suelo para que se mantenga la distancia de seguridad. Dos trabajadoras de la escuela se encargan de facilitar el gel hidroalcohólico. En el colegio sólo entran los empleados y los niños. Nadie más. Ni prensa ni los políticos que acostumbran en esta jornada a visitar los centros para anunciar el inicio de curso. Hasta tal punto se ha cuidado esta restricción que el presidente andaluz, Juanma Moreno, les ha deseado un buen regreso al aula por videoconferencia.

Los alumnos se reencuentran tras seis meses de ausencia en las aulas. Los alumnos se reencuentran tras seis meses de ausencia en las aulas.

Los alumnos se reencuentran tras seis meses de ausencia en las aulas. / Juan Carlos Vázquez

 

En una de las puertas se encuentra la directora del José María del Campo, Sonsoles Salazar, cuyo balance de esta primera jornada es "bastante positivo". "Las familias están cumpliendo a la perfección las indicaciones que se les ha dado en el programa de acogida", asegura. El centro ha optado por crear seis grupos de convivencia escolar estable en Infantil, 12 en Primaria y una en Educación Especial. Cada grupo corresponde a un aula. Esta organización ha sido posible al disponer de unas instalaciones de importantes dimensiones. "Las aulas son bastante amplias y nos permite aprovechar el espacio al máximo", asevera la directora, quien explica que, de este modo, los niños podrán relacionarse entre sí -con la mascarilla puesta en todo momento- y sin tener que guardar el metro y medio de distancia. 

Los alumnos se saludan al encontrarse en la puerta. Rozan sus codos. Muchos llevan medio año sin verse. "¡Cuánto han crecido, qué grandes están!". Es la frase más repetida por padres y madres al reencontrarse en esta mañana de septiembre. "Tenían ganas de venir, de ver a sus compañeros", indica Lidia Aladro, que tiene un hijo de cinco años en este colegio. "El verano le ha servido de rodaje para adaptarse a las nuevas medidas", refiere esta madre. 

Cristina Domínguez es la presidenta del AMPA del José María del Campo. Reconoce que este "peculiar" inicio de curso se está viviendo entre "el temor y el entusiasmo". Dos sentimientos muy encontrados que muestra la mayoría de las familias. "Por ahora ningún padre se ha negado a traer al niño al colegio. Me imagino que las próximas semanas, conforme avancen las clases, llegarán las primeras críticas. Esto se basará en el ensayo y el error.

Conviene, eso sí, no crear alarma y adaptarnos cuanto antes a la nueva normalidad", abunda Domínguez, quien, como otras tantas madres, asevera que los niños son más "disciplinados" que los adultos a la hora de cumplir con las medidas de seguridad: "Ellos no se plantean el uso de la mascarilla". 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios