Sevilla

La madre que denunció al juez Serrano pide que sea procesado por falsedad

  • Esta denuncia se une a la ya impuesta al juez por presunta prevaricacion al cambiar el régimen de visitas de un niño para que saliera en una cofradía.

La mujer que ha denunciado al juez de Familia de Sevilla Francisco Serrano, al que acusa de prevaricación al cambiar el régimen de visitas de su hijo, ha recurrido para que sea procesado también por falsedad en documento oficial al destruir la primera hoja de la comparecencia del niño y su abuelo.

El abogado de la madre, pide al Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) que Serrano sea procesado también por un delito de falsedad cometido por funcionario público, por eliminar presuntamente el Número de Identificación General (NIG) del Acta de Comparecencia realizada el 30 de marzo de 2010 por el niño de 12 años y su abuelo.

Este nuevo delito se uniría al de prevaricación por el que el juez de Familia ha sido objeto de un procedimiento abreviado, tras haber ampliado un día y medio la estancia del niño con su padre divorciado para permitirle salir en una procesión de la Semana Santa, dada la supuesta oposición de la madre.

Según el juez instructor del TSJA, existen indicios de una "estratagema de fraude procesal" en la que Serrano se pronunció en un tema sobre el que no tenía competencia, pues debía hacerlo el juez encargado del divorcio de los padres, sin que concurriese un "manifiesto peligro para el menor" y eludiendo la "diligencia exigible" de recabar la opinión de la madre o del Ministerio Fiscal.

El abogado de la madre, Iñigo Moreno Lara, pide que Serrano sea acusado también de falsedad, pues ordenó a una funcionaria destruir "la primera página original del Acta de Comparecencia, sustituyéndola por otra distinta y uniéndola a la segunda parte", donde constaban las firmas del propio imputado, de la secretaria judicial, del abuelo y del menor, a quien "se obligó a firmar en ausencia de sus padres y del ministerio fiscal".

Aunque el imputado ha alegado que se trató de un error burocrático, la denunciante sostiene que al "destruir y alterar" dicho documento "no podemos saber cuantos elementos de aquella primera página sustituyó".

El Acta de Comparecencia original "actualmente no está en papel ni en archivo informático" y fue destruida "documental e informáticamente por Serrano, y poco importa que lo hiciera él personalmente o que encargara hacerlo a una funcionaria subordinada suya", según el recurso.

Serrano se enfrenta a una posible multa de 12 a 24 meses e inhabilitación como juez de entre diez y veinte años por el delito de prevaricación, mientras que el delito de falsedad lleva aparejada una pena de tres a seis años de cárcel e inhabilitación de dos a seis años.

La defensa del juez también ha recurrido y ha pedido el sobreseimiento del caso porque el cambio de visitas está pendiente de la resolución de la Audiencia de Sevilla y porque el caso reunía los requisitos de urgencia y el menor había manifestado su voluntad inequívoca de salir en procesión.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios