Movilidad

El pacto andaluz del PP y Cs frena la ampliación del tranvía

  • Ambos partidos esgrimen que la apuesta debe ser la red completa de Metro

  • El gobierno socialista califica de "incoherente" el bloqueo y avisa de que trabajará para sacar adelante el proyecto

El tranvía de Sevilla a su paso por el intercambiador de San Bernardo. El tranvía de Sevilla a su paso por el intercambiador de San Bernardo.

El tranvía de Sevilla a su paso por el intercambiador de San Bernardo. / Belén Vargas (Sevilla)

La política andaluza entra de lleno en la local. Las negociaciones que mantienen desde hace varios días el Partido Popular y Ciudadanos para alcanzar un acuerdo programático como paso previo a un pacto de gobierno en la comunidad que desaloje al Partido Socialista de la presidencia de la Junta ha tenido un primer efecto en la ciudad. Ambos grupos políticos rechazaron ayer la ampliación del tranvía desde San Bernardo hasta la estación de Santa Justa. El motivo esgrimido es que la apuesta debe ser la red completa de Metro. El voto contrario tuvo lugar durante el debate en el consejo de gobierno de la Gerencia de Urbanismo para proponer al Pleno la aprobación definitiva del plan especial del Metrocentro.

El equipo de Juan Espadas calificó de "irresponsable e incoherente" el bloqueo del PP y Cs "de un proyecto estratégico para la ciudad, complementario e independiente del Metro, como es la ampliación del Metrocentro hasta Santa Justa". El gobierno socialista lamentó que durante más de un año de tramitación del plan especial "ninguno de los partidos hayan presentado ni una sola propuesta, ni solicitado más información, ni expresado el más mínimo rechazo a un proyecto compartido hasta tal punto que figuraba en los programas electorales con los que PSOE y PP concurrieron a las elecciones municipales".

El voto contrario tuvo lugar en el consejo de la Gerencia para aprobar el plan especial

¿Y ahora qué? La intención del primer edil es seguir trabajando para un proyecto que considera estratégico para la ciudad y que tiene un alcance de 3,5 millones de viajeros al año, lo que supondría duplicar la capacidad del actual Metrocentro. La ampliación hasta Santa Justa cuenta con todos los informes favorables de la Junta de Andalucía y del Consejo Consultivo. "El proyecto supondría una transformación para la movilidad de los vecinos de Nervión, Casco Antiguo, San Pablo y otros muchos distritos de la ciudad que verían reforzadas las posibilidades de conexiones intermodales".

Los populares indican que el Ayuntamiento "no puede permitirse gastar 50 millones"

El gobierno socialista entiende que el PP y Cs adoptaron esta decisión "por motivos ajenos por completo al interés general y a lo más beneficioso para la ciudad", en un cambio de posición que "responde a una estrategia electoral y política que pretende bloquear los proyectos de interés para la ciudad, poniendo por delante de los intereses de Sevilla sus intereses de partido en otros ámbitos". Sobre el rechazo previsto de Izquierda Unida y Participa Sevilla, los socialistas lamentaron que optaran por renunciar "a un proyecto de movilidad sostenible como es el Metrocentro y hayan dado la espalda al transporte público planteando medidas insostenibles por su impacto en Nervión y en la movilidad".

Desde las filas populares argumentaron que "la apuesta de Juanma Moreno por el Metro hace innecesaria la infraestructura". Beltrán Pérez comentó que "la ampliación del tranvía sobra, y es una obra de gran envergadura que supone un coste de 50 millones. El gobierno no puede permitirse ahora gastar ese dinero". El portavoz detalló que duplicar el trazado subterráneo del anillo ferroviario va en contra de los criterios de eficacia y eficiencia. Teoría que comparten en Ciudadanos, y añaden que "se trata de un capricho millonario con intereses electoralistas".

Las obras de Emasesa serán replanteadas

La ampliación del tranvía estaba prevista que arrancase antes de primavera con unas obras de Emasesa que consisten en la sustitución de las obsoletas redes que discurren por el acerado de los pares de la Avenida Ramón y Cajal. El proyecto ya se encuentra en licitación y servirá para determinar los trabajos necesarios que han de realizarse para la desafección de las redes de abastecimiento y saneamiento con el fin de solventar el obstáculo que ocasionará el tramo soterrado del Metrocentro. Desde el gobierno socialista apuntan que, tras el rechazo de la oposición en bloque a llevar el Metrocentro hasta Santa Justa, los trabajos de la empresa de aguas serán replanteados. El alcance previsto de las obras del tranvía engloba la repavimentación y modificación de la sección transversal de la avenida, modificando incluso la disposición de los carriles y el límite del acerado. Emasesa cuenta con un plazo de ejecución de cinco meses para un proyecto que tiene un presupuesto de 912.082 euros (IVA incluido).

¿Te interesaría recibir en tu correo las claves del día? Suscríbete a nuestra 'newsletter' y empezarás a recibirla cada mañana a primera hora

* campos obligatorios
Política de Privacidad *

Al suscribirme a la Newsletter confirmo que he leído la Política de Privacidad y la Política de Cookies y doy mi consentimiento para el tratamiento de mis datos personales con fines informativos y comerciales

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios