Visitar Sevilla

Las recetas para combatir en Sevilla la bajada general del turismo

  • Más calidad que cantidad, buscar turistas donde la ciudad es desconocida y vender atractivos más allá del centro monumental

Turistas orientales en las setas de la Encarnación. Turistas orientales en las setas de la Encarnación.

Turistas orientales en las setas de la Encarnación. / Jose Ángel García (Sevilla)

Comentarios 5

Ante la mayor caída de turistas (4,9%) en pleno mes de julio que se ha producido en todo el país, aunque el gasto medio sigue creciendo, se confirma que el turismo está volviendo a los destinos tradicionalmente más baratos y demandados como Túnez, Grecia, Egipto, Turquía. Los franceses vuelven a Túnez y Marruecos,los alemanes a Grecia y Turquía, y el Brexit tendrá sus repercusiones, asegura el sector.

A la pregunta de qué puede hacer la ciudad y la provincia para combatir esa pérdida de visitantes, la asociación de Hoteles de Sevilla y Provincia explica las recetas. Manuel Cornax, presidente de los hoteleros sevillanos, tiene claro en que “España no puede competir en precios con esos destinos, por lo que tenemos que buscar algo que nos diferencie de la masa. El mercado está en ebullición. Vamos a hacerlo ahora que estamos a tiempo. Eso estamos haciendo en Sevilla”, que parte con la ventaja de ser una ciudad monumental y muy conocida.

Manuel Cornax, presidente de la Asociación de Hoteles de Sevilla y provincia. Manuel Cornax, presidente de la Asociación de Hoteles de Sevilla y provincia.

Manuel Cornax, presidente de la Asociación de Hoteles de Sevilla y provincia. / Jose Ángel García (Sevilla)

La primera clave es apuntar más a la calidad que a la cantidad.

La segunda es “buscar otros países de procedencia de turistas donde Sevilla aún es desconocida. Hay un turismo chino de alto nivel que hay que ir a buscarlo”, asegura. Estos visitantes tendrán amplia oferta hotelera con los 20 proyectos de hoteles de alto o muy alto estanding que están en construcción o en trámites muy avanzados en el centro, Triana, Nervión y San Bernardo.

Que el visitante disfrute de la ciudad más allá de los monumentos que tiene

Otra receta es “sacar otros atractivos de la ciudad además de la almendra del centro monumental”, es decir, además de la Catedral, el Alcázar y otros edificios del entorno. “Si queremos ir a un turismo más cualificado, con más poder adquisitivo, tenemos que ir fijándonos en lo que hace que esa gente venga, que disfrute de la ciudad más allá de los monumentos que tiene. Sevilla es una ciudad llana, con distancias para ir andando, que tiene carisma (no como Venecia que es un parque temático), y la gente es amistosa con el turista”, recalca el dirigente de los hoteleros.

Esas otras experiencias aparte del centro monumental tienen que ver con organizar viajes a una hora de distancia como máximo de la ciudad, como Itálica, Carmona y el turismo de observación de aves en Sevilla (con una enorme riqueza de especies). “En Sevilla se pueden visitar espacios naturales que están muy cerca: Dehesa de Abajo, Cañada de los Pájaros, Brazo del Este. En estos lugares se puede hacer turismo de aves que requiere tener alto poder adquisitivo. Un ornitólogo viaja con un material de 12.000 euros y pasa varios días de estancia. Se trata de buscar otros segmentos de turismo”.

Cornax cree que hay que promocionar también más las visitas a Triana, a monumentos como Santa Clara, San Luis de los Franceses y las Atarazanas (en Barcelona son un éxito, cuánto más las de Sevilla que son más importantes).

Podemos promocionar el gazpacho andaluz con los tomates de Los Palacios, el vinagre de Jerez y el aceite de Estepa

Otra receta es promocionar nuestra gastronomía, como “Bilbao y San Sebastián, sin demasiado recurso turístico, que están recibiendo mucho turismo que viaja por su gastronomía de vanguardia”. Cornax asegura que en Sevilla, en gastronomía,. “Comercializar las cosas juntas, lo que es y cómo se hace”.

Esa oferta de alto estanding requiere buscar a los clientes que pueden pagarlo en Sevilla y sobre todo ampliar la estancia media. Las personas que pasan tres días en la ciudad, en lugar de uno, colapsan menos los monumentos, recalca.

Se trata de hacer un ocio activo. El turismo de sol y playa tuvo su momento, pero la gente busca eso y algo más. Y en ciudad busca monumentos y algo más

Otra clave en la que trabaja Sevilla es en hoteles que aporten una experiencia. “Se valora más el concepto de hotel, más vanguardista, más de diseño, con servicios que se salen de un hotel tradicional y de lo que tú puedes tener en tu casa. En esa línea va la renovación hotelera en Sevilla. Se busca que cuando estés en un hotel tengas una experiencia distinta a la que tienes en tu casa, que no sea un simple alojamiento”.

“Hay que dar otras cosas que te distingan de los demás”, afirma y cita ciudades del mundo que ofrecen hoteles temáticos de música, películas, gastronomía, pintura. “Se trata de hacer un ocio activo. El turismo de sol y playa tuvo su momento, pero la gente busca eso y algo más. Y en ciudad busca monumentos y algo más”.

Etiquetas

,

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios