Sevilla

Los taxistas del aeropuerto paran durante dos horas por sorpresa

  • El paro, que no estaba convocado, coincide con la nueva imputación de la cúpula de Solidaridad

Largas colas en la parada de taxi del aeropuerto. Largas colas en la parada de taxi del aeropuerto.

Largas colas en la parada de taxi del aeropuerto. / Víctor Rodríguez

Comentarios 18

Los taxistas del aeropuerto pararon ayer durante dos horas de manera sorpresiva, provocando largas colas en la parada de la terminal y sin que hubiera ninguna protesta o huelga convocada de antemano. El paro se produjo el mismo día en que se conoció la nueva imputación para la cúpula de la asociación hispalense Solidaridad del Taxi, que ostenta el monopolio sobre la parada del aeropuerto de San Pablo. Como adelantó ayer este periódico, ocho dirigentes de esta entidad están citados en calidad de investigados para el día 2 de abril.

La juez de Instrucción 8 de Sevilla, Reyes Flores, que dirige una investigación contra la mafia del taxi, ha citado al presidente de Solidaridad, Enrique Filgueras; el vicepresidente, Cesáreo Román; el tesorero, Antonio Velarde; y el secretario, Francisco Ternero, así como a otros cuatro miembros de la junta directiva de Solidaridad. Lo hace después de recibir un informe del Grupo V de Investigaciones Patrimoniales de la Unidad de Drogas y Crimen Organizado (Udyco) de la Policía Nacional, que constata que las cuentas de la asociación son totalmente "carentes de transparencia" y reflejan desfases de casi 400.000 euros entre los ingresos y los gastos.

Será la tercera vez que este grupo de taxistas tendrá que comparecer ante la juez que investiga esta macrocausa. Los responsables de Solidaridad convocaron ayer una asamblea en el aeropuerto y dejaron la terminal sin servicio durante dos horas. Algunos taxistas de Sevilla fueron a recoger clientes, algo que habitualmente no se permite a quien no es miembro de Solidaridad, bajo amenazas, coacciones y sabotajes. La Policía Nacional envió un furgón de la Unidad de Intervención Policial (UIP) al aeropuerto para garantizar que no se registraran disturbios.

Sobre el mediodía, la situación se fue normalizando en el aeropuerto de San Pablo y las colas se fueron mitigando. Los taxistas de Solidaridad permanecían estacionados en el Palenque e iban saliendo conforme lo iba requiriendo la demanda.

Solidaridad, junto con la otra asociación mayoritaria, la Unión Sevillana del Taxi, ha convocado un paro parcial de cuatro horas para el próximo Viernes de Dolores. Sin embargo, han sido muchos los profesionales del sector que han mostrado su discrepancia con las dos asociaciones mayoritarias, que han negociado un calendario con el Ayuntamiento para sacar 170 taxis más a diario a las calles. La Unión Sevillana, que tradicionalmente somete estas negociaciones a votación entre sus afiliados, no lo ha hecho este año, de ahí que sean muchos los taxistas que hayan protestado contra esta imposición que les obliga a trabajar una media de dos horas más al día para poder mantener el mismo nivel de ingresos.

El nuevo calendario afecta principalmente a los taxistas de la ciudad y no a los del aeropuerto, ya que éstos se rigen por los códigos propios que va marcando Solidaridad del Taxi. Esta asociación mantiene limitado el acceso al aeropuerto de San Pablo de todos los taxistas que no sean afiliados y cuenta incluso con una lista de espera. Así, mientras el aeropuerto sigue creciendo en número de viajeros y vuelos, y por tanto en demanda de clientes, la oferta de taxis sigue siendo reducida.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios