Sevilla FC

El alumno Jules (Koundé)

  • El gaditano Rafael García Sánchez dio español en el instituto al que se presume como el fichaje más caro de la historia del Sevilla FC.

  • Define al que fuera su pupilo con 18 años como un "chico normal y muy maduro" y está seguro de que triunfará en la Liga.

Jules Koundé, en una foto de su perfil de Facebook en 2016 Jules Koundé, en una foto de su perfil de Facebook en 2016

Jules Koundé, en una foto de su perfil de Facebook en 2016

"Hay que aprender español porque os fichará un equipo de la Liga". Esta era una de las estrategias motivadoras que utilizaba el profesor Rafael García Sánchez (Vejer de la Frontera, 1984) cuando daba clase a los jugadores de la cantera del Girondins de Burdeos en el instituto. No era descabellado que, entre tanto talento, uno de sus alumnos cumpliera más pronto que tarde el sueño de ser profesional, se asentara en la Ligue 1 y acabara dando el salto a una de las grandes ligas europeas. Ese ha sido Jules Koundé, el joven de 20 años y carrera meteórica que acaba de firmar con el Sevilla FC por 20 millones de euros más objetivos, una cantidad que lo alzará como el fichaje más caro de la historia del club.

"Era maduro y reservado, pero cuando hablaba era para decir cosas interesantes"

Cuenta García Sánchez que Jules era un estudiante reservado, muy maduro para los 18 años que contaba cuando empezó a enseñarle español como segunda lengua extranjera durante el curso 2016/2017. "No se prodigaba mucho en el aula, pero cuando participaba era para decir cosas interesantes", asegura al rememorar su condición de "buen alumno" pese a que cargaba también con la rutina, encima prioritaria, de los entrenamientos y los partidos.

Jules Koundé (segundo por la izquierda), con compañeros del instituto Cours Peret, en 2014. Jules Koundé (segundo por la izquierda), con compañeros del instituto Cours Peret, en 2014.

Jules Koundé (segundo por la izquierda), con compañeros del instituto Cours Peret, en 2014. / Facebook

Aprobó holgadamente el equivalente al segundo de Bachillerato español y la selectividad gala, el BAC. En su asignatura logró un "15 de 20", lo que viene a ser un notable de los antiguos, y se defendió muy bien en la prueba oral, por lo que al docente no le extrañaría que Jules se atreviera a hablar español durante su puesta de largo en el Ramón Sánchez-Pizjuán, tal y como ya hizo en su primera entrevista en los medios de su nuevo club: "Si ha seguido practicando, nivel para ello tiene. En el examen hablado conmigo logró mantener una conversación fluida sobre varios temas durante más de diez minutos".

Jules Koundé pronuncia sus primeras palabras como sevillista en español

"Un chico normal y centrado"

Era habitual que el desinterés imperara entre los proyectos de futbolista que pasaban por los pupitres del instituto Cours Peret, centro con el que el Girondins tiene concertada la escolarización de sus menores de fuera de Burdeos. Pero la actitud de Jules era diferente. García Sánchez lo recuerda como un chico "normal", muy centrado en su educación y humilde a pesar de que ya era una de las principales promesas del Girondins II. Tenía "cabeza", que se dice.

Rafael García Sánchez, en el Alcázar de Sevilla. Rafael García Sánchez, en el Alcázar de Sevilla.

Rafael García Sánchez, en el Alcázar de Sevilla.

"Sus compañeros lo describían como un jugador muy fuerte. Él no hablaba de sí mismo. Ya entrenaba con el primer equipo y le convocaban para algún amistoso. También era fijo en las categorías inferiores de la selección francesa. Se graduó, pero yo continué en el mismo instituto y estaba informado de su progresión", explica el vejeriego, que recuerda que la siguiente campaña, la 2017/2018, "firmó su primer contrato como futbolista profesional y jugó varios partidos oficiales con el Burdeos". Al año, en la 2018/2019, "se consolidó como titular disputando casi todos los partidos oficiales y destacando, hasta el punto de que no extraña su salto a la Liga española".

Y precisamente la Liga era uno de los ganchos a los que el profesor, muy aficionado al fútbol, recurría a la hora de tratar de captar la difícil atención de los chicos hacia el castellano. Intentaba entusiasmarlos diciéndoles que esta lengua les podría ser muy válida en sus carreras. "Pronto os fichará un equipo español y veréis lo importante que es desenvolverse con el idioma para adaptarse". 

Koundé se dispone a golpear un balón en un partido con el Girondins II. Koundé se dispone a golpear un balón en un partido con el Girondins II.

Koundé se dispone a golpear un balón en un partido con el Girondins II. / Facebook

La cabeza, las condiciones... Faltaba la suerte, y el Sevilla lo vio. Ahora García Sánchez confía en que el central se siga acordando de él y espera que sus enseñanzas le sean muy útiles en su nueva vida en Sevilla, ciudad en la que él mismo vivió durante su época de estudiante universitario y algunos años más. Le recomienda que "disfrute de la gastronomía y la gente". Cree también que al galo no le costará aclimatarse a la ciudad porque Burdeos es relativamente parecida a la capital hispalense. Y, aunque es simpatizante bético, desea que Jules triunfe en Nervión para convertirse, ya como Koundé, en otro de los tantos descubrimientos de Monchi que son o han sido estrellas del fútbol mundial. El consejo del profesor era mucho más que un señuelo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios