Sociedad

Once comunidades pasan el lunes a la última fase de la desescalada

La ministra de Hacienda y portavoz del Gobierno, María Jesús Montero, y el ministro de Sanidad, Salvador Illa La ministra de Hacienda y portavoz del Gobierno, María Jesús Montero, y el ministro de Sanidad, Salvador Illa

La ministra de Hacienda y portavoz del Gobierno, María Jesús Montero, y el ministro de Sanidad, Salvador Illa / José María Cuadrado Jiménez

Más de la mitad los españoles, el 52 por ciento de la población, estarán el lunes en la fase 3 de la desescalada: los habitantes de Galicia, La Rioja, el País Vasco, Asturias, Cantabria, Extremadura, Murcia, Navarra, Baleares, Andalucía, Canarias, Cuenca, Guadalajara, Melilla y en Cataluña, el Alt Pirineu i Aran, Terres de l'Ebre y Camp de Tarragona.

El ministro de Sanidad, Salvador Illa, ha informado este viernes del avance de estos territorios a la última fase de la desescalada, la anterior a la llamada "nueva normalidad", en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros en el que se ha aprobado prorrogar por última vez el estado de alarma. Serán 25 millones de ciudadanos los que pasen el lunes a la fase 3, un 52% de la población.

A partir de la fase 3, las comunidades autónomas recuperarán la "gobernanza plena" y podrán determinar si permiten la movilidad entre sus provincias así como cuándo llegan a la nueva normalidad.

La ministra portavoz del Gobierno, María Jesús Montero, ha destacado que se afronta el camino hacia una nueva normalidad con "ánimo, fuerza y esperanza", para "recuperar la vida cotidiana" y que España vuelva a "ponerse en marcha".

Illa ha incidido en que "esto no es un punto final, sino un punto y seguido" y ha adelantado que el Ejecutivo aprobará el próximo martes en Consejo de Ministros un real decreto ley con las medidas de la nueva normalidad en la que habrá que convivir con el virus hasta que exista una vacuna. Este viernes, el titular de Sanidad compartirá con los consejeros sanitarios de las autonomías el borrador de real decreto con el objetivo de que hagan "mejoras y aportaciones" antes de que se aprueba la próxima semana.

En la fase 3 son las comunidades las que decidirán las medidas permitidas, si permiten la movilidad entre sus provincias y cuánto permanecen en ella antes de progresar a la nueva normalidad.

El Gobierno establece en la desescalada que en la fase 3 se eliminan las franjas horarias y se permiten grupos de hasta 20 personas, hasta 50 personas pueden asistir a velatorios en espacios al aire libre y 25 en los cerrados.

Las bodas y la asistencia a lugares de culto permiten una asistencia del 75% (un máximo de 150 personas en espacios al aire libre o de 75 personas en espacios cerrados), los comercios amplían su aforo al 50%, al igual que en restaurantes y bares.

Los cines, teatros, auditorios, circos de carpa y espacios similares de espectáculos podrán desarrollar su actividad, siempre que cuenten con butacas preasignadas y no superen la mitad del aforo autorizado. Y los museos y salas de exposiciones limitarán su aforo al 50% y las visitas de grupos permitirán la congregación de hasta 20 personas.

Madrid, Barcelona y toda Castilla y León avanzan el lunes a la fase 2

Madrid, Barcelona, la región sanitaria de Lérida, las regiones metropolitanas norte y sur de Cataluña y toda Castilla y León pasarán el lunes 8 a la fase 2 de la desescalada, tras recibir el visto bueno de las autoridades sanitarias.

A partir del lunes, el 48% de la población estará en la fase 2, unos 23 millones de personas. Además de la aprobación del avance de Castilla y León, la Comunidad de Madrid y las zonas citadas de Cataluña, continuarán en la fase 2 Ceuta, la Comunidad Valenciana, Toledo, Ciudad Real y Albacete, que han optado por permanecer una semana más sin avanzar en la desescalada.

En esta fase, puede haber reuniones de hasta 15 personas y se eliminan las franjas horarias para pasear o hacer deporte. Se puede ir a la playa, abren las piscinas y los gimnasios con un límite de un tercio del aforo, se reanudan las visitas a centros de discapacitados, viviendas tuteladas y residencias de mayores, si bien las autonomías establecerán las condiciones de estas visitas.

Las comunidades autónomas pueden determinar la vuelta a las clases para la educación no universitaria, abren autoescuelas y academias y vuelven a celebrarse bodas, con un límite de 50 invitados en recintos cerrados y de 100 en abiertos.

Abren los centros comerciales, con límite de afluencia, se puede ir a bares y restaurantes, con un límite de aforo del 40% y los centros de culto amplían el aforo al 50%. También vuelven a la actividad cines, teatros y salas de conciertos con limitaciones de público.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios