Sociedad

El 11,5% de las asesinadas por violencia de género rechazaron la protección

  • La causa es el incremento de la "minimización del riesgo", ya que ninguna de las víctimas del primer semestre de 2008 renunció a la orden.

Comentarios 1

Un 11,5 por ciento de las mujeres que fueron asesinadas fruto de la violencia machista en el primer semestre de este año habían renunciado a la orden de protección, un dato que contrasta con el mismo periodo del año pasado en el que ninguna de ellas prescindió de esta medida.

Así lo ha anunciado el delegado del Gobierno para la Violencia de Género, Miguel Lorente, quien ha vinculado esta situación con el incremento de la "minimización del riesgo", tanto por parte de la víctima como de su entorno, en 4,3 puntos con respecto al mismo periodo de 2008 (7,7 puntos frente a los 3,4 del año pasado).

Lorente ha achacado esta "relajación" a un posible exceso de "confianza en el sistema", ya que un 38,5 por ciento de las fallecidas había presentado una denuncia previa entre enero y junio de este año, frente al 27,6 por ciento del mismo periodo de 2008, y ninguna retiró la acusación cuando el pasado ejercicio lo hicieron un 6,9 por ciento.

"No hay que dar una segunda oportunidad al maltratador", ha sentenciado Lorente, en la presentación del balance del primer semestre del año sobre violencia machista, realizado por el Ministerio de Igualdad, en un año en el que, a fecha de hoy, han muerto 33 mujeres a manos de sus parejas frente a las 38 fallecidas en los mismos meses del año pasado.

Entre ellos figura el caso de Encarnación Elena Vera, de 66 años, que fue asesinada por su marido, de 71, en su domicilio de Tolox (Málaga). "Nos la mataron", ha lamentado Lorente, quien ha condenado este homicidio como algo que atañe a toda la sociedad.

En el análisis se detecta "una percepción del riesgo inicial más alta" entre las afectadas, que presentan más denuncias y no las retiran, pero, con el tiempo, se relajan al pensar que hay menos peligro o interpretarlo así su entorno y sus familiares.

El responsable de éste área de Igualdad ha llamado la atención sobre la importancia de que haya una conciencia social del problema, dado que, según la primera encuesta sobre este asunto realizada por este departamento entre más de mil personas, el 45,3 por ciento de ellas acudiría en primer lugar a su familia en caso de ser víctima de maltrato.

Lorente ha insistido en que "no hay que bajar la guardia, ni dar segundas oportunidades a quien no se merecía ni siquiera la primera", porque es necesario estar "alerta" durante todo el proceso que se abre tras una denuncia hasta que se normalice la situación.

En esta línea, ha alertado sobre el incremento de homicidios cursados por "ex parejas", un 57,7 por ciento del total, un porcentaje que en 2008 fue del 41,4 por ciento, lo que representa un aumento de 16,3 puntos.

En el 34,6 por ciento de los casos el agresor era extranjero, condición que tenía la víctima en el 26,9 por ciento de los homicidios. Ambos datos muestran una disminución con respecto al pasado año (41,4 y 37,9, respectivamente).

En el primer trimestre de 2009, según la información aportada por el Poder Judicial, se han presentado 33.656 denuncias, un número similar al de 2008 (33.950), de las que el 55 de las afectadas eran españolas y el 45 por ciento extranjeras. No obstante, la media diaria de denuncias se ha incrementado "ligeramente" este año -374 frente a 373 en 2008 y 325 en 2007 -, una situación "esperanzadora" porque más mujeres dan el paso de romper con la violencia. En cuanto a las llamadas al 016, entre enero y junio se produjeron en 2008 un total de 38.685, lo que representa un aumento de un 2,2 por ciento con respecto a 2007.

Lorente ha resaltado que se constata el "factor imitación", ya que al estudiar los homicidios ocurridos por esta causa tras el conocimiento de un suceso similar previo, en los cinco primeros días se acumulan entre el 55 y el 60 por ciento de los siniestros.

Finalmente, ha advertido de que agosto es el peor periodo para esta lacra, dado que se convive más y varía la rutina, puesto que desde 2003 se han producido 44 homicidios, lo que supone que la media de muertes se sitúa en este mes en un 7,3 por ciento, cuando en el resto del año es del 5,4.

Lorente ha hecho suyas las recientes palabras del Rey sobre el terrorismo etarra, y ha afirmado que a los agresores "hay que darles fuerte en la cabeza, pero con cabeza", aportando ideas y mejorando la educación sobre la igualdad de género.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios