Sociedad

Hay que prepararse para un verano más cálido de lo normal

  • El Centro europeo para pronósticos meteorológicos de mediano alcance anuncia para gran parte de España un verano más cálido de lo habitual

Este verano será más caluroso de lo acostumbrado. Este verano será más caluroso de lo acostumbrado.

Este verano será más caluroso de lo acostumbrado.

Tras este largo tiempo de confinamiento debido a la crisis por coronavirus, comienza la época estival que transcurrirá, sobre todo, entre junio y agosto. Y este año, la población española espera las altas temperaturas con deseo tras los duros meses de pandemia del COVID-19 que ha tenido, y sigue teniendo, a todo el planeta en vilo.

La desescalada se está consiguiendo en Andalucía casi en su totalidad (salvo Granada y Málaga que van con una fase de retraso con respecto a la región). En todo caso, si progresamos adecuadamente, podremos llegar a la nueva normalidad en pleno verano.

Sin embargo, aunque estemos acostumbrados a altas temperaturas, según las previsiones a largo plazo del Centro europeo para pronósticos meteorológicos de mediano alcance (ECMWF), en sus siglas en inglés -cuyo modelo es de mayor referencia y fiabilidad respecto al de otros organismos-, en gran parte de nuestro país llegará un verano más cálido de lo habitual.

En base a las tendencias del organismo europeo, las anomalías de temperatura podrán ser hasta 1 ºC más altas con respecto al promedio del verano. ¿Y qué regiones serán las más afectadas? Parece ser que esas irregularidades climáticas se encontrarán en gran parte de Extremadura, Valle del Guadalquivir, extremo occidental de Castilla-La Mancha, zonas de Ávila o Salamanca y Baleares.

Según los expertos, en el resto del país, las temperaturas se encontrarían ligeramente por encima de la media, "exceptuando algunos puntos de la Meseta Norte, donde los valores esperados rondarían sus respectivos promedios".

Escasez de precipitaciones

El verano es la estación más seca del año, como consecuencia, explican los meteorólogos, de la subsidencia subtropical, debido a la cercanía del anticiclón (altas presiones) de las Azores. Sin embargo, argumentan, "en algunos sectores del Pirineo y del Sistema Ibérico esta época es una de las más lluviosas del año, principalmente por las tormentas que descargan con intensidad, en ocasiones con consecuencias catastróficas". Es en estas zonas donde el modelo de confianza del ECMWF anticipa, precisamente, menos lluvias de lo acostumbrado, además del Sistema Central y el extremo noroeste.

Asimismo, añaden, "las precipitaciones más escasas entre junio y agosto se suelen registrar en el sur y en el litoral mediterráneo".

Un Mediterráneo más caliente

De las últimas cifras aportadas por el Centro de Estudios Ambientales del Mediterráneo (CEAM), se desprende que la temperatura del mar es superior a 20 ºC en ciertos lugares ubicados cerca de las costas españolas. ¿Cuál es el problema? Para los expertos, se trata de un valor entre 1,5-3 ºC superior de lo que correspondería en la actualidad.

Esta circunstancia es realmente importante en lo que se refiere a las noches, traduciéndose en mayores probabilidades de lluvias intensas en las últimas semanas del verano climatológico, algo que se ha producido en los últimos años, siempre que se produzcan descuelgues de aire frío.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios