No, Eurovisión 2022 no se celebrará en Roma

Festival

La RAI cambia de lugar el previsto destino de la cita eurovisiva del próximo año cuya final será el 14 de mayo

El grupo italiano Maneskin, ganadores de Eurovisión, lo más visto de mayo
El grupo italiano Maneskin, ganadores de Eurovisión 2021

No será Roma, la capital italiana que en 1991 acogió el festival de Eurovisión. Finalmente la pugna entre grandes ciudades del país se la lleva la alpina Turín, al norte, la que acoja la cita musical continental que presumiblemente ya no tendrá problemas de limitaciones tal como sucedió con Rotterdam en este año. El periódico Da Reppublica da por hecho el dictamen tras confirmarlo con el entorno de Chiara Appendino, la alcaldesa turinesa.

La RAI, la cadena pública encargada del festival tras la victoria de Maneskin, anunciará en este viernes su decisión. Junto a Roma, que se queda fuera, la capital del Piamonte se impuso a la turística y costera Rímini y a dos urbes históricas, Mián y Bolonia, además de Pésaro, opciones finalistas.

La fecha para la final será el 14 de mayo, con galas de semifinales el 10 y 12 y días previos de ensayo, con ensayo general el 13.

Turín, que fue sede olímpica invernal en 2006, es una localidad preparada para un gran evento que podría recibir la visita de más de 30.000 eurofans tras los dos años de suspensión y limitaciones.

Blas Cantó dispuesto a la sesión de votos del Eurovisión 2021
Blas Cantó dispuesto a la sesión de votos del Eurovisión 2021

Los requisitos para que una ciudad pueda ser elegida sede de Eurovisión son, entre otros, tener un auditorio para 10.000 espectadores, un aeropuerto internacional a no más de 90 minutos de la ciudad, capacidad para hospedar a más de 2.000 personas y una infraestructura para albergar el escenario y los demás espacios del festival, lo que las ciudades aspirante disponían.

Italia celebrará de nuevo el festival después de tres décadas, ya que la última vez fue en 1991 en Roma, tras el triunfo de Toto Cutugno con Insieme: 1992, en la gala de Zagreb de 1990, entonces Yugoslavia. España acudió entonces con la accidentada actuación de Azúcar Moreno con Bandido.

Tras la primera victoria eurovisiva italiana en 1964, con Gigliola Cinquetti y Non ho l'età, en 1965 el festival, con muchas menos necesidades que ahora, se celebró en Nápoles.

La canción española presentada por RTVE se elegirá en enero en el Benidorm Fest, un recuperado acontecimiento por el que los temas seleccionados se dividirán en dos semifinales para la gala estelar final.

stats