Vivir

La venta, limpieza y restauración de alfombras se disparan en Sevilla

  • En Castilleja de la Cuesta se encuentra, desde hace 95 inviernos, Alfombras Baldomero, empresa que reconoce que ha aumentado su producción más de un 30% entre pedidos provinciales y nacionales

Reparación de alfombras en Alfombras Baldomero en Castilleja de la Cuesta. Reparación de alfombras en Alfombras Baldomero en Castilleja de la Cuesta.

Reparación de alfombras en Alfombras Baldomero en Castilleja de la Cuesta. / M. G.

Sorprenden los datos, pero las ventas de alfombras, así como su limpieza y restauración por parte de especialistas del sector en Sevilla, se ha disparado este otoño. Este artículo de decoración del hogar, más propicio de climas fríos, se ha convertido en un imprescindible en cualquier casa sevillana, ahora más que nunca que la pandemia por el coronavirus nos obliga a estar en casa gran parte de nuestro tiempo.

Llega el frío y las alfombras son en el accesorio ideal para nuestras casas. Ante el temor de un nuevo confinamiento, hacer del hogar un lugar más confortable y acogedor a la par que se extreman las medidas de higiene se ha convertido en una prioridad.

"El otoño es nuestra temporada fuerte, pero este año ha aumentado de forma considerable la venta, la restauración y la limpieza de alfombras. La gente está invirtiendo más que nunca en su propio hogar", asegura Diana Adán, tercera generación de artesanos de Alfombras Baldomero.

Limpieza y desinfección con ozono desde Castilleja de la Cuesta

Alfombras Baldomero

Esta empresa de Castilleja de la Cuesta cumple este año 95 inviernos como referente en el sector a nivel nacional: "No recordamos un otoño así. La limpieza de las alfombras se ha disparado. A los clientes les preocupa mucho la higiene y desinfección de todos los accesorios del hogar. Nosotros hemos invertido en una nueva máquina que desinfecta las alfombras con ozono", asegura Dani, que limpia una media de 400 alfombras diarias.

"Lo que más se deteriora son los flecos, nos pasamos horas arreglando flecos", reconoce Diana. Ella es artesana de alfombras y aprendió el oficio de su madre, doña Aurelia, que con 82 años sigue supervisando cada día las miles de alfombras que pasan por su empresa: "Han cambiado mucho las cosas en 90 años. Antes sólo trabajábamos en Sevilla y provincia. Ahora llegamos a toda España. El confinamiento ha provocado que no demos a basto".

La pandemia ha castigado multitud de sectores, según el Instituto Nacional de Estadística todas las categorías de productos venden menos que el año pasado, excepto el equipamiento para el hogar, que presenta una subida del 12'6%.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios