El trabajo en el rebote toca fondo

  • El equipo bético sumó 20 capturas el domingo, la peor cifra de una campaña en cuyo apartado es colista

El discreto poder reboteador del Betis Energía Plus tocó fondo el domingo en San Pablo. En el partido frente al UCAM Murcia, el equipo verdiblanco registró la peor cifra de capturas totales de toda la temporada: 20, en la que se incluyeron las siete ofensivas y las 13 en defensa. En los tres casos son números inferiores a las medias de la campaña: si el promedio en rebotes totales arroja la cantidad de 31,2 -la peor de la Liga Endesa-, la de rechaces en ataque está cifrada en 8,7 y la defensiva, en 22,5.

La concesión de rebotes ofensivos suele acarrear un desenlace gravoso, la concesión de segundas oportunidades de tiro a los adversarios. En este capítulo, el Betis Energía Plus presenta un problema que resume la importancia de cerrar la zona propia, ya que, en las 26 jornadas disputadas, el equipo bético ha recibido 315 puntos por segundas y terceras opciones de sus contrincantes. La escuadra dirigida por Óscar Quintana ha anotado en esa misma faceta 222, de los que resulta un balance negativo de 93 puntos.

En esa línea pueden explicarse derrotas como la sufrida el domingo ante el equipo murciano, que anotó 21 puntos más que el verdiblanco como consecuencia de su escasa solidez a la hora de proteger el aro de los rebotes ajenos. Esa cifra por encima de la veintena es la peor con diferencia de todo el ejercicio. Hubo tres encuentros antes en los que el Betis Energía Plus perdió en ese capítulo por diez puntos o más: -11 puntos frente al Unicaja en Málaga en la cuarta jornada, -11 contra el Bilbao en Miribilla en la vigésima tercera jornada y -10 frente al Gran Canaria, en el Canaria Arena, en el choque de la decimotercera jornada. Menos este último partido, las otras tres citas se resolvieron con sendas derrotas.

En un recuento total de puntos recibidos y anotados como consecuencia de la cesión de las citadas segundas oportunidades de tiro, el Betis Energía Plus solamente ha logrado un balance positivo en nueve de los 26 partidos, en 16 salió perdiendo y en uno, contra el Obradoiro, en la undécima jornada, el balance fue cero.

La poca capacidad de capturas es sin duda una de las rémoras del equipo bético en la campaña. De que mejore en las próximas jornadas dependerá la salvación.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios