Verano 2013

El sol, tu mejor complemento

Playa de Ayamonte. Dos chicas tomando el sol. Juan Carlos Vázquez. Playa de Ayamonte. Dos chicas tomando el sol.  Juan Carlos Vázquez.

Playa de Ayamonte. Dos chicas tomando el sol. Juan Carlos Vázquez.

La clave para saber que protector solar es correcto está en tener en cuenta nuestro tipo de piel.

Si tenéis la piel muy clarita, hay tendencia a sufrir quemaduras solares y deberéis optar por una protección alta con factor ultra 50+.

En caso de tener una piel intermedia, debéis elegir una protección con factor entre 15 y 30.

¡Hay que tener en cuenta que los pequeñines deben utilizar más protección que los mayores!.

En cuanto a texturas, se pueden utilizar en gel, spray o las cremas solares de siempre. ¡Lo que prefiráis!.

No obstante, aunque nos echemos crema, no debemos exponernos demasiado en las horas de más calor (Entre las 12:00 y las 17:00) e intentar aplicarnos la protección media hora antes de salir de casa y renovar cada cierto tiempo (cada dos horas más o menos).

Insiste en hombros, cara, orejas, parte posterior de las rodillas y empeines, que son las zonas más propensas a quemarse. Nunca olvides ninguna zona del cuerpo por las prisas y, nunca está de más acompañarnos con gorros, sombreros o sombrillas.

No te olvides de estos consejos y ¡disfruta de todo lo bueno que nos aporta el sol!.

El sol aporta muchos beneficios si se toma con precaución. Los huesos y los dientes se ven favorecidos por la vitamina D que desprende.

En algunos casos, el acné u otras manchas se pueden prevenir y manejar con la radiación solar.

Los beneficios que aporta para las defensas, el colesterol y el corazón se deben también a la luz solar. Los niveles de hormonas disminuyen y el riesgo a sufrir achaques de este tipo bajan.

Sin duda el beneficio más importante es el del estado de ánimo. La radiación del sol promueve la síntesis de la serotonina, una sustancia relacionada con el bienestar. También ayuda a regular los ciclos del sueño.

Además de una ayuda, es un motivo para disfrutar aún más de estos meses de vacaciones.

Con todos los beneficios que nos ofrece no podemos caer en el error de no tomar las precauciones adecuadas.

¡Ojo con....!

-Tomar el sol tras habernos puesto perfumes o cosméticos con alcohol.

-Ciertas medicinas para la diabetes, las pastillas anticonceptivas,la alta presiónn y el insomnio.

-El acné, los rasguños o las irritaciones al afeitarte pueden producir manchas. Si conseguimos no exponer al sol estas manchas ¡desaparecerán!.

-Algunas mujeres después de los 30 años muestran algún tipo de mancha en la cara, rostro y, sobre todo en las mejillas, la frente y la barbilla. Estas manchas se llaman cloasmas y son producto del sol y el efecto de cambios hormonales debidos a los embarazos o las pastillas anticonceptivas.Con lo guapas que estamos morenitas, ¡no debemos correr el riesgo!.

Existen enfermedades más peligrosas como las quemaduras o el cáncer de piel. Además, el número de casos han aumentado en los últimos años.

¡Ya sabeis! Protegernos del sol y utilizar cremas y sombreros, no es lo contario a ponerse morena.

Si se toma el sol con prudencia, la luz solar es el mejor complemento así que... ¡A disfrutar del veranito!.

Laura Laureano

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios