Escudé se reincorpora al grupo, pero con mucha precaución

  • Su vuelta al equipo el domingo se antoja complicada tras un mes de baja por el gemelo

Comentarios 1

Justo un mes después, Escudé se reincorporó al trabajo rutinario con el resto del equipo. El central francés se lastimó el gemelo derecho durante el partido con el Atlético de Madrid, día que concluyó el choque con una elongación por sobrecarga muscular que no produjo rotura fibrilar por poco. Desde entonces, ha seguido un tratamiento específico para recuperarse, por lo que la vuelta a los entrenamientos es una buena noticia para el Sevilla y para Manolo Jiménez. Sin embargo, es improbable que pueda jugar el domingo.

Escudé realizó el entrenamiento completo, de unas dos horas, pero lo concluyó con molestias y el doctor Adolfo Muñoz recomendó mucha precaución con su vuelta. El propio jugador no es excesivamente optimista sobre la posibilidad de que pueda ayudar a la línea defensiva ante el Valladolid. Menos aún teniendo en cuenta que, después de haber estado rehabilitándose con un tratamiento fisioterapéutico y con trabajo de campo junto al recuperador Sergio Domínguez, necesita recuperar ritmo competitivo.

Eso mismo le ocurrió a su compañero de línea Dragutinovic, que tuvo que ser operado de pubis la misma semana que se lastimó Escudé y, aunque la anterior jornada ya estuvo disponible y viajó a Murcia, Jiménez no creyó oportuno alinearlo por entender que era demasiado pronto. En cambio, el serbio sí podría volver a jugar este domingo, después de dos semanas apurando su estado de forma. El técnico sevillista puede contar con él, pese a que recibió un golpe menor en la tibia en el partidillo. Mosquera sigue recuperándose de su elongación muscular.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios