Historia reeditada

  • Chile bate a Colombia, con dos goles en 11 minutos, y jugará una nueva final de este torneo con Argentina

La selección chilena se clasificó ayer para la final de la Copa América Centenario al derrotar a Colombia en un encuentro que estuvo interrumpido durante más de dos horas por una tormenta eléctrica que cayó sobre Chicago.

El mediocampista Charles Aránguiz, a los seis minutos, y el extremo Fuenzalida, a los diez, anotaron los goles del vigente campeón, que, así, aseguró la victoria y reeditará el domingo ante Argentina en East Rutherford la final disputada el año pasado en Santiago.

Colombia pagó carísimo un pésimo inicio de partido y sufrió la expulsión de Carlos Sánchez, a los 56 minutos.

En el descanso tuvo lugar el único, pero extraño, incidente del encuentro. Como consecuencia de la tormenta eléctrica que se desató sobre Chicago, el juego estuvo interrumpido durante más de dos horas, mientras el público fue evacuado debajo de las tribunas del Soldier Field. Cuando la lluvia disminuyó y el agua sobre el terreno fue quitada por auxiliares con secadores, el juego estuvo listo para reanudarse.

De esta manera, la Roja se aseguró su plaza en la final como el pasado año, y de nuevo tendrá a Argentina como rival. Para Colombia, el premio de consuelo puede estar el sábado, cuando se mida ante Estados Unidos por el tercer puesto en Phoenix.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios