¿Perdonaban a Lopera?

  • La juez sospecha que Encadesa no devolvía al Betis el dinero que los futbolistas dejaban de percibir al rescindir sus contratos · Los peritos de Alaya investigan pagarés a Jorge Wagner, Odonkor y Pavone.

Comentarios 8

Mercedes Alaya ha abierto una nueva vía de investigación por la que presuntamente las empresas vinculadas a Manuel Ruiz de Lopera, Tegasa y Encadesa, no devolvían al Betis el dinero de pagarés anteriormente cobrados cuando procedía a la liquidación de los contratos de algunos futbolistas, toda vez que en el club verdiblanco era práctica habitual que éstos se vieran obligados a perdonar ciertas cantidades, sobre todo si se trataba de rescisiones de contrato.

Así lo establece la titular del Juzgado de Instrucción Número 6 de Sevilla en un reciente auto con fecha de 3 de noviembre. En el mismo, a instancias de los peritos judiciales que elaboran la segunda parte del informe, han requerido documentación al actual presidente del Betis, a Encadesa y Tegasa y a las entidades bancarias Santander Central Hispano y La Caixa sobre aspectos de la investigación.

En primer lugar, solicita del club el libro mayor desde el 1 de julio de 2008, fecha en la que se liquida de forma definitiva la relación entre el Betis y Encadesa, así como documental referente a la rectificación de la factura de 2004 por la cual el Betis cedió a la empresa vinculada a Lopera los derechos urbanísticos de los terrenos colindantes al estadio de Heliópolis.

Entrando de lleno en el asunto de las dudas surgidas a raíz de los pagarés que algunos futbolistas no llegaron a cobrar, al finiquitar sus contratos con el Betis, la juez solicita información sobre la realidad de la deuda del Betis con Tegasa por la cesión de crédito de los anticipos realizados antes de la resolución contractual con Jorge Wagner, ascendente a 451.989,50.

De igual modo, sospecha sobre la posterior rescisión de contrato de Odonkor, quien dejó de cobrar unos derechos de imagen por valor de 450.000 euros que, previamente, Encadesa había descontado al Betis, importe que "se dice" devuelto mediante dos pagarés de 261.000 euros y que Alaya exige justificar. En el caso de Pavone, la cantidad es de 250.000 euros. Estos dos dejaron el Betis en la etapa de Luis Oliver, a quien la Fiscalía de Sevilla pide una multa de 72.000 euros por llamar "nazi" a Alaya, como adelantó ayer este diario.

Por ello, requiere al director de la oficina del Hispano de María Auxiliadora nº20 a que informe sobre la identidad de la persona que realizó los cobros de esos pagarés, amén de solicitar posteriormente documentación sobre innumerables pagarés de otros futbolistas como Babic, Assunçao, Edu, Sobis, Ilic, Caffa, Oliveira e incluso Denilson, quien cobró su último pagaré del Betis el 15 de junio de 2009, cuatro años después de su salida, por valor de 47.000 euros, cantidad que percibía todos los meses sólo por su contrato de imagen a través de la empresa holandesa Birshane, B.V., con la que trabajaba la mayoría de los sudamericanos verdiblancos.

Por último, la juez Alaya, a instancias de sus peritos, ha requerido documentación a Tegasa, Encadesa y al director de una sucursal de La Caixa de Palma de Mallorca sobre el añejo caso Losada, que implicaba al club balear, al Betis y al Oviedo, a raíz de la disolución del asturiano y que dio origen al nacimiento de un crédito con fecha 6 de abril de 2004 por importe total de 1.295.436 euros y en el que también detectan los peritos judiciales supuestas irregularidades contables contrarias al Betis.

La génesis de este asunto viene de unos pagarés con los que el Mallorca abonó al Oviedo el fichaje del jugador Losada en 2001 y que luego fueron endosados sucesivamente a Tegasa y al Betis por la deuda contraída por el club asturiano cuando Oli regresó a sus filas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios