Wiggins y Froome, la disputa implícita

  • Las novias de los corredores del Sky alimentan la polémica en Twitter

Las relaciones entre el líder de un equipo y su gregario, a veces, son complicadas. Están los ejemplos de Hinault y Lemond en 1986, Riis y Ullrich en 1996 o Contador y Armstrong en 2009. En esta edición se repite la historia con Wiggins y Froome.

La sensación que se desprende tras los Alpes es que Froome es más fuerte que Wiggins y que lo único que le impide correr para ganar el Tour es la fidelidad a sus colores. "Si Wiggins falla, bastará con soltar las riendas de Froome, que parece una bestia encajonada", asegura el ex ciclista Laurent Jalabert.

Los británicos del Sky ya vivieron esta situación en la Vuelta del año pasado. Wiggins era jefe de filas, pero la carretera puso a Froome como el más propicio para ganar. La decisión se tomó algo tarde y finalmente la Vuelta se les escapó por 13 segundos.

Por el momento, en el equipo Sky plantean la estrategia de transmitir la sensación de que reina la calma. El director del equipo, Sean Yates, reiteró que las cosas están claras y que trabajarán por Wiggins mientras que esté por delante en la general. Aunque la situación puede evolucionar. "Nuestro objetivo es ganar el Tour. Lo más fácil es apostar por el maillot amarillo, pero si sucede algo en los Pirineos, Froome se convertiría en el líder", afirmó Yates.

Pero la paz de fachada denota tensión en el interior. Ejemplo de ello fueron las redes sociales donde las parejas sentimentales de los dos ciclistas del Sky mantuvieron un intercambio de comentarios en el que se vio la disputa oculta que existe entre ambos.

La de Wiggins abrió fuego al apuntar la falta de solidaridad de Froome con su novio. "Pongo a Mick Rogers y Richie Porte como ejemplos de un auténtico esfuerzo desinteresado y de un auténtico profesionalismo", escribió en Twitter. A Catherine Wiggins le faltó citar al hombre que estuvo hasta el final con Wiggins en la subida, un olvido a todas luces interesado.

Poco tardó la novia de Froome en contestar en la misma red social: "Si quieres lealtad, toma un perro Froome (sobrenombre que recibe el británico), una cualidad que yo aprecio y de la que algunos se aprovechan", escribió Michelle Cound, la novia de Froome.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios