tenis

"El cuento de hadas" de Federer continúa

  • El suizo, vencedor del Abierto de Australia, ganó Indian Wells firmando un inicio de 2017 "increíble"

Comentarios 0

Fue tal la sorpresa que se llevó Roger Federer en las primeras semanas del año, que se propuso redefinir sus objetivos para la temporada 2017. Es 20 de marzo y los dos primeros grandes torneos disputados acabaron en las vitrinas del suizo, que arrancó 2017 con un saco de dudas: 35 años, seis meses sin competir y con el británico Andy Murray y el serbio Novak Djokovic como grandes dominadores.

Al título en enero en el Abierto de Australia el ex número uno de la ATP sumó el domingo la copa del Masters 1.000 de Indian Wells, tras derrotar en la final a su compatriota Stan Wawrinka. "Lo quiero felicitar", dijo Wawrinka al borde de las lágrimas tras caer 6-4 y 7-5. "Se está riendo, es un estúpido, pero está bien", bromeó en la entrega de trofeos.

En efecto, Federer estaba con una enorme sonrisa. No era para menos: acababa de dar su segundo gran golpe de 2017, un año en el que muy pocos se imaginaban un regreso de tal calibre. "¿Qué puedo decir? Es increíble, mi regreso de cuento de hadas continúa. Es una gran sorpresa", afirmó el helvético, sorprendido a sí mismo por el nivel ofrecido. Está jugando su mejor tenis en mucho tiempo. Y al borde de los 36 años.

Sus hijas Charlene y Myla no podían dejar de saltar en la tribuna. Y su amigo Tommy Haas, aún tenista pero ya director del torneo, le dio un abrazo. "La temporada pasada no gané un solo torneo. Las diferencias con este año son abismales, pero me siento increíblemente bien", indicó el tenista de Basilea, que confesó que a partir de ahora debe "volver a definir los objetivos". "Ganar en Australia y en Indian Wells no formaba parte de mis planes. Es un inicio de año de ensueño", añadió.

Federer era una incógnita hace unas semanas. En 2016 sólo disputó siete torneos. Se operó la rodilla, tuvo problemas de espalda y decidió poner fin a la temporada en julio. A ello había que añadir la edad, el gran momento de otros tenistas y el lastre de no haber ganado un grande desde Wimbledon 2012. Por si fuera poco, en Melbourne derrotó en la final a su bestia negra, Rafael Nadal, al que volvió a vencer en los octavos de Indian Wells. El gran inicio de temporada lo colocó en el sexto puesto del ranking mundial, subiendo diez posiciones desde que arrancó el año.

Federer podría escalar más peldaños en el siguiente torneo, Miami, que arranca mañana. No lo jugó en 2016 por un virus estomacal, así que no defiende ningún punto y tanto Murray como Djokovic ya anunciaron su baja por sendas lesiones. Después de Miami llegará la temporada de polvo de ladrillo, la superficie que menos éxitos le dio en su carrera. Y a partir de junio, el tenis llegará al césped. "Espero que mi cuerpo me siga permitiendo jugar", dijo esperanzado

más noticias de DEPORTES Ir a la sección Deportes »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios