Los retos pendientes de Djokovic

Ha ganado mucho, pero a sus 29 años, el serbio Novak Djokovic, número uno del mundo, cree que aún puede lograr más en el mundo del tenis.

"No quiero parecer arrogante, pero pienso que en la vida todo se puede conseguir", dijo el tenista serbio tras conquistar el domingo por primera vez el torneo Roland Garros.

La victoria lo convirtió en el octavo hombre capaz de ganar en los cuatro torneos del Grand Slam y en el tercero en ostentar el título de campeón de todos ellos al mismo tiempo. Pero, ¿cuáles son los retos pendientes de Djokovic?

El Grand Slam. Desde que el estadounidense Don Budge (en 1938) y el australiano Rod Laver (en 1962 y 1969) ganaron los cuatro grandes, nadie había logrado volver a enlazarlos. Sin embargo, el serbio lo ha hecho repartido en dos temporadas, mientras que el auténtico Grand Slam se considera que debe producirse en un año natural. Para lograrlo debería por tanto ganar Wimbledon y el Abierto de Estados Unidos en 2016. Por ahora, por tanto, se trata de un Djokovic Slam.

El Golden Slam. En un año olímpico, el serbio tiene además la posibilidad de lograr el Golden Slam, algo nunca logrado en hombres y que sólo la alemana Steffi Graf consiguió en la historia del tenis, en 1988. La final del 14 de agosto en Río de Janeiro está marcada en rojo en el calendario del número uno.

El oro olímpico. Incluso si sólo lograra la medalla de oro olímpica de aquí a final de año, Djokovic igualaría también una marca única, la del ex tenista estadounidense Andre Agassi, que durante su carrera fue capaz de ganar en los cuatro grandes, además del Masters, la Copa Davis y los Juegos Olímpicos. El tenista suizo Roger Federer, a quien le falta ganar los Juegos en la modalidad individual, y Rafael Nadal, que nunca venció en el Masters, también están a un acierto de la mencionada marca.

Los 17 entorchados de Federer. Con su triunfo en Roland Garros, Djokovic suma 12 torneos de Grand Slam con lo que iguala en la lista histórica a Roy Emerson. Por encima tiene los 14 de Pete Sampras y Nadal y los 17 de Federer, la plusmarca absoluta hasta la fecha.

El Masters 1.000 de Cincinnati. En una carrera con 65 títulos, el hecho de que el torneo de Cincinnati no esté en su palmarés es una pura anomalía. Después de cinco finales perdidas, el título se ha convertido en un desafío para el serbio. Es el único de los nueve Masters 1.000 que todavía no ha conquistado. No obstante, si Djokovic quiere ganar el oro olímpico, Cincinnati tendrá que esperar, ya que el torneo norteamericano empieza el mismo día de la final en Río.

Djokovic reina en solitario y su tenis completo, capaz de adaptarse a todas las superficies, así como su elástico físico, que lo protege de lesiones, apuntan a que su hegemonía puede prolongarse mientras Nadal, Federer o Murray recuperen su mejor golpe.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios