El último adiós en la pista

  • Pilotos, equipos y familiares rindieron un homenaje a Luis Salom en Montmeló antes de las carreras

Familiares, equipos y pilotos de todas las categorías del Mundial de motociclismo rindieron en la línea de salida de Montmeló un emotivo homenaje a Luis Salom, fallecido el viernes al accidentarse en un entrenamiento libre del Gran Premio de Cataluña.

Antes del inicio de las carreras, que no fueron suspendidas en acuerdo con la familia, el circuito de Barcelona vivió un emotivo minuto de silencio en recuerdo del piloto del Moto2, que tenía 24 años. Allí comparecieron los miembros de su equipo, el SAG Team, quienes portaron camisetas negras y una pancarta que rezaba "LS39 Always in our hearts" ("Por siempre en nuestros corazones"), así como directivos, familiares y destacados pilotos como Marc Márquez, Jorge Lorenzo y Dani Pedrosa, entre otros.

Con la moto Kalex que usaba Salom en el centro de la pista, el mundo del motociclismo saludó a la madre del balear y a otros familiares en medio de muestras de dolor. Además, se colocó una vela en la curva 12, donde se produjo el accidente y tras el acto los familiares emitieron un comunicado agradeciendo las muestras de apoyo. "La familia de Luis Salom quiere agradecer las numerosas muestras de afecto y solidaridad recibidas tanto por parte de sus compañeros en la pista como de los miembros de su equipo, del paddock, amigos, deportistas y aficionados. También quiere dar las gracias a todo el equipo médico y personal que atendió a Luis desde que sufrió el accidente y que hicieron todo lo posible por mantenerlo con nosotros", agregó.

Los nueve pilotos que hicieron podio en Montmeló también rindieron homenaje al piloto balear y salieron con una camiseta en recuerdo del mallorquín, con su emblema y dorsal y con el mismo lema: "Siempre en nuestros corazones". Esta vez no hubo cava ni celebraciones.

Tras la carrera de Moto3, el ganador, Jorge Navarro, Brad Binder y Enea Bastianini salieron al podio con un temple mucho más serio de lo habitual y se ataviaron con las camisetas de recuerdo a Salom, con el 'LS39' por delante y el Always in our hearts detrás, si bien el italiano se la puso con al revés mostrando el lema.

Sin duda, la carrera con un podio más sentido fue la de Moto2, categoría en la que Luis Salom competía. Tanto el ganador, Johann Zarco, como Álex Rins, ex compañero del mallorquín el año pasado, como el tercero en el podio, Takaaki Nakagami, vistieron la misma camiseta, no brindaron con cava y dedicaron emocionados, sobre todo el francés y el catalán, sus posiciones a Salom. "No tenía ganas de subirme a la moto, pero quería dedicárselo a Luis. Al final lo mejor era salir y quedar lo más arriba posible para dedicárselo a él", afirmó Rins. No faltaron tampoco los gestos en la pista. Muchos pilotos portaron en sus motos el número 39 de Salom; Marc Márquez, tras la carrera, le dio la vuelta a su 93 convirtiéndolo en 39 y otros como Maverick Viñales, el propio Rins o Álex Márquez dieron la vuelta de honor con la bandera de Luis Salom.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios