laliga 1,2,3 | Córdoba-Sevilla Atlético

Ya sólo queda esperar (3-0)

  • El Sevilla Atlético vuelve a caer ante el Córdoba y el descenso real puede ser oficial este fin de semana l Narváez sentenció en apenas un minuto

Un lance del partido del Córdoba con el Sevilla At. Un lance del partido del Córdoba con el Sevilla At.

Un lance del partido del Córdoba con el Sevilla At. / SFC

Una derrota más para el Sevilla Atlético. Y ya van 21. Lo peor, que la cuenta puede todavía incrementarse en las próximas jornadas. Porque el purgatorio todavía no ha terminado y restan jornadas por disputarse en esta Liga 1|2|3. Y ya, a esperar que el calendario y las jornadas marquen la oficialidad del descenso. Puede ser incluso al término de esta trigesimasexta jornada cuando el futuro del filial ya esté sellado con una sentencia en firme.

Colista y sin argumentos, en El Arcángel se vio por qué tanto Sevilla Atlético como Córdoba pugnan, o en pasado, por mantener la categoría. Cuando las continuas interrupciones de la primera mitad lo permitían, se vio que ambos equipos están cortitos. Lo justo para el día.

Y, en un alarde de veteranía, el equipo califal supo ser más inteligente que su rival y aprovechar sus calamitosos fallos para dejar sentenciado el partido. Hicieron falta apenas un par de chispazos, una vez rebasada la media hora de encuentro, para que Narváez hiciera dos goles y apuntillara al filial.

El ex atacante bético logró aprovechar un doble y casi insultivo fallo de Konyk y Berrocal en el despeje para plantarse solo frente a Juan Soriano, que nada pudo hacer para evitar que la pelota se le colara entre las piernas. Era el minuto 36. Y sólo hubo que esperar otro para que de nuevo, un grosero error permitiera a Yovanovic aprovechar el espacio por banda derecha y casi invitar a Narváez a empujar la pelota en boca de gol para hacer el segundo gol de su equipo.

Y como en este equipo todo puede ir a peor, Yan Brice fue expulsado después de ver la segunda amarilla tras perder la pelota ante Reyes. Precisamente el utrerano también provocó la primera en una acción con el otrora futbolista sevillista tras un salto entre los dos en el medio del campo. Con el lanzamiento de ésta, llegó la acción del primer tanto local.

Pese a que la expulsión del camerunés se puede entender justa, no se entiende que Álex Vallejo terminara el partido después de realizar una criminal entrada al propio Yan (18’). Una espectacular patada, digna mínimo de cartulina naranja si existiera y que no puede o debe significar excusa alguna para el partido tan malo planteado por Tevenet.

La diferencia en el marcador, con el filial totalmente ya desconectado, pudo ser todavía mayor incluso antes del descanso. Primero, con un disparo del propio Vallejo desde la frontal y con un segundo intento de Reyes en la continuación. Juan Soriano logró detener ambos intentos.

En la segunda mitad, el equipo forastero intentó dar un paso adelante. Pero las ganas se cortaron cuando Berrocal cometió un penalti sobre Sergi Guardiola. El propio ariete fue el encargado de lanzarlo, pero Juan Soriano logró detener su centrado disparo con los pies.

Tiró de orgullo de nuevo el Sevilla Atlético y Genaro y Pozo intentaron acortar distancias en el marcador, pero sería Sergi Guardiola, ahora sí, el que logró con un buen testarazo picado ver puerta.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios