El Fandi y Castella cortan una oreja en la primera corrida de la Feria de Julio

  • El francés cuaja una buena faena al natural a un toro de Núñez del Cuvillo en Valencia. Paquirri no se acopla con su lote

El Fandi y Sebastián Castella cortaron un trofeo ayer en la primera corrida de toros de la Feria de Julio de Valencia. Ambos realizaron lo más destacado en una tarde en la que Núñez del Cuvillo lidió un encierro justo de raza y opciones para el lucimiento de los toreros. El Fandi realizó un gran toreo de capa al segundo de la tarde, mientras que Castella realizó lo mejor toreando al natural con mucho mando al sexto de la tarde, a la postre el de más opciones del festejo, aunque bravucón y complicado.

Francisco Rivera Paquirri no se acopló con el primero de Núñez del Cuvillo lidiado en el segundo festejo de la Feria de julio de Valencia. El diestro vio silenciada su labor. Abrevió con su segundo tras un malentendido de el diestro con el Presidente, que no quiso cambiar el tercio en el tercer par de banderillas que protagonizó el propio torero. Escuchó pitos al término de su actuación.

Se puede decir que la faena de Fandi al segundo se basó en el capote. El granadino estuvo espectacular de capa y junto a Castella en el tercio de quites protagonizaron un momento emocionante respondiéndose con vistosos quites en el tercio de varas.

Puso banderillas también llegando mucho al tendido y la faena de muleta fue el complemento a la primera mitad de la lidia. Tras una buena estocada, se le pidió el trofeo. El segundo de su lote, se fue viniendo a menos hasta que ya en el trasteo de muleta se quedó totalmente parado. No quiso saber nada, e incluso hizo amagos de echarse. Fandi tuvo que abreviar y el toro fue pitado en el arrastre.

Por su parte Castella tampoco encontró demasiadas opciones ante el tercero de la tarde, que pronto se agotó. Lo intentó el francés en una faena que finalmente no cogió vuelo por la condición del toro, justo de raza.

El francés realizó lo más destacado ante el sexto de la tarde. Supo tocar las teclas oportunas, puso mando y poder y lo mejor llegó toreando al natural con un toro que tuvo genio y complicaciones para el torero. Meritoria y muy a más la labor del francés con un toro que sacó genio y nunca lo puso fácil. Mató de estocada entera arriba y dos golpes de descabello Cortó una oreja tras un aviso.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios