Conscientes de la cruda realidad

  • Los jugadores béticos coinciden en lo complicado que se plantea el futuro

Comentarios 1

La desventaja del Betis respecto a los primeros aumenta alarmantemente. El reparto de punto de ayer en el Colombino onubense no fue sino el fiel reflejo de lo que hoy día es el conjunto dirigido por Víctor Fernández: un equipo endeble, sin los colmillos afilados e incapaz de asestar el golpe mortal a un rival con un jugador menos en el césped en el tramo final.

Los jugadores lo saben. "Tenemos que machacar los partidos, si no el rival te puede marcar en cualquier momento. Estoy seguro que si hacemos el 0-2 el encuentro no se hubiese escapado", afirmaba Melli a los medio de comunicación, para proseguir dando un voto de confianza al grupo: "Hemos hecho una buena primera parte, demostrando que podemos ganar a cualquiera. Dimos la cara, pero por desgracia una perdida de balón en el centro del campo nos ha costado del empate". El barbateño, para finalizar, quiso ver el futuro más claro de lo que en realidad la clasificación refleja. "Tenemos que ganar la semana que viene en casa al Albacete, para después intentar imponernos al Cartagena".

El segundo en atender a la prensa fue Juanma. El jugador, que fue sustituido poco antes de la expulsión de Emilio Sánchez, fue claro, crítico y contundente en sus declaraciones. "La verdad es que hemos sido incapaces de generar peligro con un hombre más. En los últimos 20 minutos nos ha faltado tranquilidad para abrir más el campo. No hemos sabido cómo buscar el último pase. Además, se ha notado que la gente de arriba -Sergio y Jonathan- estaba muy cansada y eso también ha influido. La renta de un gol es demasiada poco ventaja y deja al contrario con vida."

Sobre el futuro que le aguarda al Betis, el extremo derecho evitó mirar para otro lado y volvió a mostrarse con contundencia. " La clasificación no miente. Nos quedamos a ocho puntos del tercero y ahora estamos más lejos que nunca. Ahora hay que pensar en ganar la próxima jornada al Albacete. Después visitaremos al Cartagena, que es tercero. Ese será un partido decisivo.

"Ahora está la cosa complicada". Fueron las primeras palabras de Carlos García. "Hay que pensar en ir a Cartagena con los tres puntos en juego ante el Albacete en el bolsillo. Ya no hay excusas. Tenemos que ir sumando de tres en tres, si no, la cosa se va poner peor de lo que está".

En lo que respecta al encuentro, el central se mostró crítico, al igual que el resto de sus compañeros. "Hemos sido capaces de hacer lo más difícil que era ponernos por delante, pero después no hemos sabido rematar la faena. Estamos bastante mal, por no decir peor todavía. Aunque valoremos lo que se hizo bien y mal, lo importante es que la desventaja es de dos puntos más. Es el momento más duro de la temporada, pero todo está en nuestras manos".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios