adultos

Un calzado inadecuado durante el trabajo puede afectar a la larga a la salud de los pies

El Ilustre Colegio Oficial de Podólogos de la Comunidad Valenciana ha señalado que es esencial escoger un buen calzado para el trabajo con el objetivo de proteger la salud de los pies puesto que un calzado inadecuado puede ocasionar juanetes, dedos en garra y metatarsalgias.

Por ello, y con motivo del Día Mundial de la Seguridad y la Salud en el Trabajo que se celebró el pasado 28 de abril, los expertos en podología recomiendan ser precavidos ya que un mal calzado también puede provocar una mala circulación de la sangre, compresión de las articulaciones y sobrecargas por malas posturas. Los sectores profesionales que deben tener más cuidado son los comerciales, las azafatas, los policías y personas que trabajan en tiendas u oficinas porque son profesionales que pasan muchas horas de pie, lo que puede desatar posibles dolencias.

Es muy importante realizar una visita al podólogo cuando desempeñamos alguna de estas profesiones porque, como especialista, podrá determinar cuál es el calzado más adecuado para su jornada laboral y le podrá diagnosticar, si fuera necesario, cualquier tratamiento necesario que evite futuras anomalías", ha declarado Marilar Rosell, vocal del colegio. Los trabajadores que no precisan de uniforme escogen un calzado de horma estrecha que presiona los dedos, con suela fina y, en el caso de las mujeres, con un tacón excesivo que perjudica el correcto apoyo del pie.

Los expertos aconsejan un calzado que respete el ancho del pie, que no tenga más de tres centímetros de tacón y que sea flexible y con suela acolchada.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios