Domingo de Ramos, calor y bullas

  • El primer día de la semana santa soportó temperaturas altas y bullas localizadas en distintos lugares.

Un domingo de ramos que se inció en el Porvenir, mezclando el "osunaaa" de Antonio Santiago con la saeta de Manuel Cueva un ursaonense con una profundidad y una fuerza impresionante.

La misma cofradía de la Paz sufrió el único percance del día al romperse un bastidor del palio, lo que ralentizó la marcha. Aunque nadie la esperaba en las sillas del plan palio.

El día avanzaba y subían las temperaturas, Jesús Despojado destacaba por su exótico exorno floral y la palmera de la Borriquita alcanzaba unas dimensiones superiores a otros años.

La Cena fue la primera hermandad en pasar bajo el metrosol-parasol, seguida muy de cerca por San Roque.

La Hiniesta recordaba a Rafael Ariza, su capataz titular hasta que falleció el otoño pasado. Se le dedicaron "levantá"  toda la tarde y no sólo en la Hiniesta.

Ya de madrugada las grandes filas de nazarenos negros del Amor rivalizaban por las calles con filas blancas del Silencio Blanco.

Todo acabó con la Estrella que fue acumulando retraso y llegó más tarde de lo habitual a su sede canónica.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios