Hallan material radiactivo en el puerto comercial de Algeciras

  • Los técnicos detectaron la radiación en bandejas decorativas procedentes de la India que tenían como destino Turquía

Media docena de bandejas decorativas procedentes de la India fueron retenidas el pasado martes en el puerto de Algeciras por contaminación radiactiva. El Consejo de Seguridad Nuclear (CSN) dio ayer los detalles del hallazgo, detectado gracias al sistema de lectura de radiación Megaports, instalado en el puerto de Algeciras. El material radiactivo viajaba en un contenedor de exportación que se dirigía a Turquía desde el subcontionente asiático.

La Agencia Estatal de Administración Tributaria (AEAT), cuyo personal es el encargado de la vigilancia radiológica en el puerto, identificó que el radioisótopo emisor era cobalto 60, caracterización que confirmaron los técnicos especializados de las instalaciones portuarias. Como determina el protocolo de actuación en estos casos, el CSN abrió el contenedor, midió uno a uno todos los bultos que contenía el cajón y localizó un embalaje de cartón que contenía las bandejas, cuya tasa de dosis gamma en contacto era de 50 microsievert por hora.

Desde el CSN aclararon que harían falta "miles de horas"en contacto con los objetos para sufrir algún tipo de daño. Sin embargo, se instó a la empresa propietaria, situada en Málaga, a aislar las ocho bandejas que tenía almacenadas (las seis del contenedor y otras dos en sus instalaciones de origen) y a contactar con los clientes -que son establecimientos de restauración- a los que se habían vendido otras cuatro. Una de ellas se adquirió en España, dos en Italia y otra en Bélgica. Según pudo saber este diario, todas fueron localizadas.

El CSN explicó que las bandejas deben ser tratadas como residuo radiactivo, por lo que la empresa propietaria tiene que intentar devolverlas a su país de origen, India. Además, el mismo organismo requirió a la empresa que realice estimaciones de las dosis recibidas por las personas que hayan estado en contacto con ellas.

Este hallazgo pone de manifiesto la utilidad de los pórticos de detección de la iniciativa Megaports. El puerto de Algeciras fue el primero de España en instalarlos en 2006, en virtud del acuerdo entre la AEAT y el Departamento de Energía de la Administración Nacional de Seguridad Nuclear de EEUU. De hecho, gracias a que la mercancía pasó por Algeciras se tuvo conocimiento de su existencia para su localización, tratamiento como residuo radiactivo y su devolución al origen.

Las 12 bandejas llegaron a Europa procedentes de India a través de un puerto francés, que probablemente no forma parte de la red de puertos adscritos a la iniciativa Megaports. Hasta el pasado año, eran 34 las dársenas con portales de detección operativos y se estaban instaurando en otros 15 en Asia, Sudamérica, Europa, Oriente Próximo y África. En España, uno de las últimas dársenas en instalar este tipo de pórticos de detección fue Vigo. Barcelona y Valencia también forman parte ya de la red de puertos Megaports. En Algeciras, hay portales de detección en dos instalaciones internas y en el control de entrada y salida de camiones del Puesto de Inspección Fronteriza. El objetivo es que en 2015 más de un centenar de puertos de todo el mundo cuenten con este sistema de escaneo internacional.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios