Pacheco niega su vinculación con la reforma de la Casa del Rocío de Jerez

  • Afirma que el constructor "se tiró a la piscina" al creer que podría cobrar la obra al Ayuntamiento

Pacheco sacó ayer su versión más castiza en la Audiencia Provincial. Tuvo salidas para todo aquel que se le cruzase por delante. Locuaz y expresivo llegó al estrado tras señalar que respondería a preguntas de las defensas (algo que no tenía previsto) después de "comprobar" que a lo largo del juicio se había dado "cierta desmemoria y poca vergüenza".

En todo momento aseguró que nada sabía de las obras de la Casa del Rocío de Jerez. Incluso señaló que la famosa frase "mañana nos vamos de excursión al Rocío", pronunciada por su secretaria, fue sacada de contexto, pues aquel desplazamiento consistió "en dar un paseo por el Coto en el que hubo quien se bañó en la playa y quien se fue a visitar la casa de hermandad". El fiscal sostiene que tal excursión fue una visita para analizar el estado en que estaba la casa de hermandad para decidir cómo se actuaba en ella.

Antes que el ex alcalde declaró el constructor que hizo la obra, José Grimaldi, quien confesó que duplicó facturas de los trabajos realizados. Cabe destacar que Grimaldi también está acusado, aunque cuenta con el atenuante de haber confesado ante la autoridad judicial. Por su parte, Pacheco defendió en su declaración que Grimaldi "se tiró a la piscina sin ningún papel". El ex alcalde insinuó que el constructor confió que cobraría la reforma al ser el Ayuntamiento uno de sus principales "clientes". Los cambios electorales provocaron que Pacheco saliera del Ayuntamiento y que, según dijo, se mantuviera "vigilante desde Cajasol", donde fue readmitido tras lustros de excedencia como abogado.

Como es ya sabido, jamás se perdió dinero público en este asunto pues el intento de cobro quedó desmontado por la Intervención municipal, lo que provoca que las acusaciones versen sobre delitos de falsedad y no de malversación.

Pacheco dijo que sólo mantuvo un contacto con la Hermandad del Rocío con motivo de la celebración del 75 aniversario de su fundación, por lo que se construyó un monumento en Jerez. El ex alcalde negó haber tenido más contactos con la dicha hermandad, excepto algún encuentro causal por la calle con miembros de su junta de gobierno y su asistencia a la inauguración del citado monumento.

Pacheco explicó también cómo se otorgaban subvenciones en el Ayuntamiento. Aseguró que si quien la pedía era "la Falange Auténtica no se le daba porque eso no coincide con la labor de un gobierno de progreso". Citó como principales beneficiarios de las referidas subvenciones municipales a hermandades, asociaciones de vecinos y distintas peñas flamencas y culturales.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios