Los hombres jóvenes no se suman al cuidado de los hijos

  • Un informe de la Junta reconoce el "sacrificio" que representa para las andaluzas criar a los niños · Las madres acaparan también las labores más duras

Comentarios 6

Criar a los hijos continúa siendo una labor fundamentalmente femenina. Así lo reconocen padres y madres entrevistados por el Instituto de Estadística de Andalucía (IEA), dependiente de la Consejería de Economía, para la elaborar la Encuesta de Redes Familiares. Los resultados ponen en evidencia la gran diferencia en el tiempo que se dedica al cuidado del niño dependiendo del sexo. También saca a la luz que las generaciones más jóvenes no se están incorporando al reparto por igual de la tarea.

"El cuidado de la población infantil, sin menospreciar el esfuerzo que puedan invertir en él los andaluces varones, sigue teniendo rostro y manos de mujer", concluye el documento La infancia en las redes familiares. El autor del informe, Iván Rodríguez, del departamento de Sociología y Trabajo Social de la Universidad de Huelva, entiende que la razón de este dato hay que buscarla en el reparto del horario de trabajo que hacen las parejas, donde en la mayoría de los casos son las mujeres las que optan a un empleo a tiempo parcial. En el caso de las madres, un 78,9 por ciento manifiesta dedicar más de 40 horas a los menores, en los padres sólo un 31,6 dedica tanto tiempo.

No se detecta tampoco que la situación esté cambiando con los progenitores más jóvenes, con lo que se mantienen los estereotipos a la hora de repartir los roles en el hogar por géneros. Los andaluces entre 18 y 29 años son los que dedican más tiempo a criar a sus pequeños, pero las 40 horas semanales no la supera más que el 35,3 por ciento, frente al 88 por ciento de las madres en esta franja de edad.

"Las diferencias son absolutas y nos hablan de la existencia de una auténtica brecha en el reparto del tiempo empleado en las labores de crianza y cuidado de la población infantil", resaltan los autores del documento que realizaron más de 10.000 entrevistas. Se advierte en el texto que "el propio régimen profesionalista de la protección social sobre el que se construye la relación entre Estado y familia puede actuar de una forma muy perversa reproduciendo una división muy desigual de la participación de hombres y mujeres en el conjunto de las taras domésticas, muy especialmente, en el cuidado de los hijos". Es decir, el mismo Estado está entendiendo que los hijos es cuestión de las mujeres y mayoritariamente se dirigen a ellas las medidas, sin liberar tiempo al hombre.

Tampoco en el reparto de las tareas la cosa está igualada. Los hombres afirman que se dedican mayoritariamente al cuidado de los niños en vacaciones, practicar deportes y asistir a espectáculos. Las mujeres suman a esto el desayuno, llevarlos a la escuela, los cuidados preescolares, el baño, llevar al médico, acudir a tutorías o atenderlo cuando están enfermos. Aunque los hombres también participan en estas tareas, confiesan que lo hacen en una proporción menor. El informe sostiene: "La pervivencia de este equilibrio necesita de sacrificios que resultan altamente costosos para las andaluzas".

31,6%

más noticias de ANDALUCÍA Ir a la sección Andalucía »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios