Andalucía saca jugo al tirón de su imagen en el mercado galo

  • La cultura andaluza está de moda en Francia y las empresas de la región utilizarán esa baza para romper tópicos y ganar cuota en el principal destino de sus exportaciones

Comentarios 0

Andalucía está de moda en Francia, un mercado tremendamente competitivo, pero con atractivos de sobra como para emprender en él la aventura de la internacionalización. Sus más de 60 millones de habitantes, una renta per cápita de 27.000 euros, su dinamismo comercial, un emplazamiento estratégico -puede ser la llave de acceso a otros países europeos- y sus excelentes infraestructruras son sólo algunas de las bazas que ofrece. Y de ellas dan buena cuenta cada año cerca de 200 empresas andaluzas, las que, según el Consejo Superior de Cámaras de Comercio, exportan actualmente a aquel país.

De hecho, Francia es hoy el principal comprador de las mercancías que Andalucía comercializa en el extranjero, al concentrar un 11,2 por ciento de las ventas totales. Es más, desde 2002 las exportaciones andaluzas con destino francés se han elevado alrededor de un 33 por ciento, hasta los 1.789,44 millones de euros -el dato corresponde a 2006, último ejercicio completo disponible. Hasta septiembre de 2007, sumaban 1.267 millones-.

Mantener estas cuotas en un mercado tan maduro y disputado como el galo no es fácil, por lo que la Agencia Andaluza de Promoción Exterior (Extenda) ha dado un nuevo impulso a sus esfuerzos por ganar proyección en la zona. El primer paso en ese sentido se dio en abril de 2005, con la inauguración oficial de una oficina internacional o unidad de negocios (UPN) en París, que el año pasado atendió 198 consultas de firmas de la comunidad autónoma interesadas en actuar en Francia. La apertura de la UPN fue acompañada del lanzamiento de un plan estratégico al que esta misma semana se le ha dado otra vuelta de tuerca, con motivo de la visita oficial realizada por el consejero de Turismo, Comercio y Deporte de la Junta, Sergio Moreno -ver texto adjunto-.

Una de las grandes ventajas con las que cuenta Andalucía para hacerse notar en el país vecino es la creciente aceptación de sus productos, pero también, como se decía al principio, el hecho de que su cultura esté de moda. En contra juega, sin embargo, la fama de informales que las empresas españolas tienen en Francia, donde el grado de exigencia en cuanto a calidad del producto y del servicio es muy alto. Desde Extenda subrayan la conveniencia de aprovechar el atractivo que lo andaluz tiene entre los franceses para "romper con esos mitos" y demostrar el savoir faire de las firmas de la región. Por ello, consideran que la clave está en la calidad de los productos, la profesionalidad en el servicio, la flexibilidad y la perseverancia.

El sector estrella de las exportaciones andaluzas a Francia es el agroalimentario -sobre todo, frutas, hortalizas y aceite de oliva-, que concentra el 47 por ciento del montante global, destacando el tirón de los productos gourmet de un tiempo a esta parte. Si bien Extenda continúa programando actividades de promoción para ese sector en el mercado galo, la agencia empieza a volcarse también en bienes de consumo y bienes industriales, debido al importante potencial de crecimiento del que disponen. En el primer grupo destaca el peso de la joyería, la moda, la marroquinería o el mueble, mientras que en el segundo lo hacen las industrias auxiliares de la construcción, la aeronáutica -Toulouse es uno de los tres grandes polos aeronáuticos de Europa- y el automóvil.

Teniendo esto en cuenta, no es de extrañar que las principales partidas que vende Andalucía a sus clientes franceses sean legumbres y hortalizas, aceite, frutas, automóviles y sus partes, fundición, hierro, acero y aviones y sus componentes. En cuanto a lo que las empresas andaluzas compran en ese mercado, el grueso se concentra en productos químicos orgánicos, aparatos mecánicos y aparatos eléctricos. Para hacer llegar estos productos al consumidor final, Francia, que es la cuna de la gran distribución, dispone de unos canales muy bien organizados, con más de 130.000 mayoristas y 250.000 establecimientos minoristas.

Durante el año pasado, 21 empresas andaluzas participaron en el Programa de Apoyo a la Marca que tiene Extenda, con el objeto de impulsar su imagen en Francia. En total, la agencia desarrolló, a lo largo de 2007, cerca de una treintena de actividades promocionales, entre asistencia a ferias, misiones comerciales, degustaciones, jornadas sectoriales o proyectos individuales. De cara al presente ejercicio, la programación prevista recoge más de 20 actuaciones. Con ello, Extenda no sólo prevé consolidar su posición en el mercado galo -es la séptima comunidad autónoma española que más exporta a la zona-, sino ganar terreno y garantizar que su balanza comercial con el país vecino continúe arrojando superávit.

más noticias de ECONOMÍA Ir a la sección Economía »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios