En España existe una sola vacante de empleo por cada 110 parados

  • Antes de la crisis, en 2007, la ratio era de un puesto por 17,5 desempleados, según un informe de Asempleo y AFI. Es el segundo país de la UE, tras Chipre, con más aspirantes por vacante.

España registraba en el cuarto trimestre del año pasado 110 parados por cada vacante de empleo, una proporción muy elevada si se compara con los 17,5 desempleados por puesto de trabajo ofertado antes del estallido de la crisis en el verano de 2007, según datos de un informe elaborado por Asempleo y AFI.

Pese a lo alarmante de la cifra, el volumen de parados por vacante se ha reducido en el último año. Así, entre el cuarto trimestre de 2012 y el mismo de 2013 ese ratio cayó un 17%, lo que, según el estudio, es un síntoma más de la "incipiente recuperación del mercado de trabajo" español.

Este descenso se debe tanto al recorte en un 1,4% del número de parados en este periodo, como al aumento de las vacantes existentes en un 18,8%. En cualquier caso, la mejora no impide que el mercado laboral español sea de los menos eficientes de la UE.

Los autores del informe señalan que la eficiencia de un mercado de trabajo puede medirse por su capacidad para asignar parados a empleos vacantes, lo que no deja en buen lugar a España. De hecho, es el segundo país de la Unión Europea (UE), por detrás de Chipre (154 parados por vacante), con mayor proporción de desempleados por empleo ofertado, muy lejos de la media europea (12,3 parados).

Los datos de España y Chipre contrastan con los de Alemania o Reino Unido, donde la ratio de parados por vacante es de dos y cuatro, respectivamente.

En España, las actividades relacionadas con el ocio y la construcción cuentan con más de 150 parados por vacante, frente a los menos de 20 que corresponden a las actividades sanitarias y profesionales.

La ratio parado/empleo disponible es mayor en aquellos sectores que más se han visto afectados por la crisis. Encabezan la lista las actividades artísticas y entretenimiento (192,5 desempleados por vacante), seguidas de la construcción (149,7), y el transporte y almacenamiento (107,2).

En el lado opuesto (excluyendo a las administraciones públicas), se sitúan sanidad y servicios sociales, con 16,7 parados por vacante; actividades profesionales, científicas y técnicas (20,3), e información y comunicaciones (26).

Según Asempleo y Afi, el principal motivo por el que el tejido empresarial no ofrece más puestos de trabajo es que su actual volumen de producción no requiere de más empleados. Si se incrementase su facturación, como así se prevé para los próximos meses, podría aumentar la contratación. Seis de cada diez vacantes (61,6%) se concentran en las pequeñas empresas, frente a algo más de un 20% en las grandes.

Por otro lado, el informe señala que si en mayo y junio continúa la senda de avances interanuales superiores al 1% iniciada en abril, la ocupación podría incrementarse en unas 300.000 personas en el segundo trimestre, lo que situaría los ocupados en 17,42 millones de personas, nivel similar al de octubre de 2012.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios