Economía

Gobierno y sindicatos se reunirán para abordar cambios en los 420 euros

  • Corbacho rendirá cuentas el jueves en el Congreso por la ayuda a los parados.

Comentarios 15

El Gobierno y los sindicatos CCOO y UGT se reunirán previsiblemente la semana que viene para debatir la puesta en marcha de las ayudas de 420 euros para los parados que han agotado su prestación por desempleo. Además, la Diputación Permanente del Congreso de los Diputados ha aprobado por unanimidad la comparecencia urgente el próximo jueves del ministro de Trabajo e Inmigración, Celestino Corbacho, para explicar esta actuación, así como los planes que el Gobierno tiene para su modificación. 

La reunión prevista por el Gobierno y los sindicatos esta semana para estudiar la modificación de la ayuda de 420 euros, se aplaza a la semana que viene dado que el Ejecutivo ha descartado su aprobación en el Consejo de Ministros del próximo viernes 28 de agosto, lo que ofrece más tranquilidad para buscar alternativas.

La cuestión radica en ampliar al mayor número de beneficiarios posible la ayuda a los parados que agoten sus prestaciones y subsidios y que no cuenten con ingresos suficientes a partir del 1 de agosto, atrasando la fecha de aplicación de la medida. Así lo piden los sindicatos, mientras el Gobierno echa números que arrojan un incremento del gasto de 100 millones de euros por cada mes adicional.

Desde CCOO, por encima de las prisas, está garantizar que la medida "acoja al mayor número posible" de beneficiarios, en línea con lo que el sindicato ha venido sosteniendo desde que la ayuda apareció en los papeles del diálogo social. De esta manera, cifras presupuestarias aparte, Górriz indicó que "de lo contrario sería un zurcido en una sábana rota, se volvería a romper", por lo que esperó que el Gobierno "se vuelva a plantear esta chapuza".

De otro lado, fuentes del Ministerio de Trabajo e Inmigración insistieron en que la reunión con los sindicatos que la pasada semana anunciara el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, durante su estancia en Lanzarote será "discreta". Según avanzó la pasada semana el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, la reunión tendrá entre sus objetivos "instrumentar" el nuevo subsidio, pese a que aún se desconoce cuál será su cobertura definitiva. 

Por el momento, lo que es seguro es que las comunidades autónomas serán las encargadas de gestionar y financiar los itinerarios de formación en los que deberán ir inscritos los beneficiarios de la ayuda, con lo que la ampliación de su cobertura también redundará en sus cálculos de gasto.

Antes de la reunión con los sindicatos, el jueves, el ministro de Trabajo e Inmigración, Celestino Corbacho, comparecerá para explicar la situación y los planes que el Gobierno tiene para su modificación. El debate sobre este asunto, reclamado por el PNV y el grupo parlamentario compuesto por ERC, IU e ICV, se sumará al orden del día de la reunión extraordinaria de la Comisión de Trabajo, ocasión en la que Corbacho deberá responder también por el fracaso del diálogo social.

El portavoz de ERC, Joan Ridao, 'ha abierto fuego' recordando que las protestas de los parados excluidos de las ayudas, todos aquellos que agotaron el subsidio antes del 1 de agosto, forzaron al Gobierno a modificar el decreto ley, si bien no ha especificado "en qué dirección". 

Por su parte, el portavoz de Trabajo del PNV, Emilio Olabarría, ha señalado que el real decreto de los 420 euros es "hijo del fracaso del diálogo social" e incluso resulta "claramente inconstitucional", al dejar fuera a más de un millón de desempleados. "No sabe el ministro ni de dónde sacar los fondos para pagar esta prestación", afirmó.

El portavoz económico del PP, Cristóbal Montoro, ha expresado el apoyo de su formación a la propuesta, después de que casi 1,5 millones de parados hayan perdido su trabajo y 100.000 empresas hayan cerrado sus puertas en sólo año y medio de legislatura, mientras el Gobierno se encuentra "prisionero del círculo vicioso de más parados y más gasto en subsidio de paro", que según sus cálculos se eleva ya a 36.000 millones de euros. Asimismo, ha criticado que el Ejecutivo anuncie que va a modificar un decreto ley aprobado el pasado 13 de agosto y que todavía espera a ser convalidado por el Pleno de la Cámara Baja. "Le da igual ocho que ochenta", lamentó el dirigente 'popular'.

Desde CiU, Pere Macías ha señalado que la nueva ayuda "pasa por encima de las competencias autonómicas" y suma un número importante de errores, derivado del hecho de que el Gobierno "fue el principal responsable del fracaso del diálogo social". 

También el diputado del BNG Francisco Jorquera ha expresado su apoyo a la comparecencia y ha lamentado la confusión y polémica sobre la medida provocada por una manera de hacer política, caracterizada por la "improvisación y el efectismo" por parte del Ejecutivo socialista. 

Por último, el portavoz de Trabajo del PSOE, Jesús Membrado, ha defendido que la ampliación de las ayudas a los parados se trata de una "medida histórica" que, si bien presenta "dificultades de interpretación", responde a una voluntad de mejorar la situación de los desempleados que nadie puede discutir.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios