Los sindicatos mantienen la huelga del 3 de agosto en Renfe

  • Los representantes de los trabajadores no descartan la convocatoria de nuevas movilizaciones contra la liberalización del sector tras reunirse con Fomento

Los sindicatos con representación en Adif, Renfe y Feve mantendrán la convocatoria de huelga para el próximo 3 de agosto. Los represenantes de los trabajadores rechazaron las proposiciones planteadas en la reunión mantenida ayer con la ministra de Fomento, Ana Pastor, y exigieron la retirada del Real Decreto-Ley que el Gobierno aprobó el viernes pasado. En el polémico texto, entre otras cosas, se garantiza la apertura a la competencia del tráfico de viajeros en tren para julio de 2013, la división de Renfe en cuatro empresas y la supresión de Feve. Tras la reunión con Ana Pastor y otros cargos de Fomento, que duró más de cuatro horas, los sindicatos tampoco descartaron la convocatoria de más movilizaciones.

Así lo indicó Rafael González, dirigente del Sindicato Ferroviario (SF), dado que los representantes sindicales del sector rechazan tanto el adelanto de la liberalización respecto al calendario fijado en la UE, como la división de Renfe.

En una línea parecida se manifestó Juan Carlos Cáceres, responsable del sector ferroviario de Comisiones Obreras, ya que los sindicatos temen que el proceso afecte a las actuales condiciones laborales de los ferroviarios, pues la prórroga de los convenios colectivos de las tres empresas concluirá en julio de 2013, coincidiendo así con la apertura del sector a la competencia,

No obstante, todos los sindicatos con representación en el ferrocarril (CCOO, UGT, Femaf, CGT, Sindicato Ferroviario y Sindicato de Circulación) se reunirán hoy para analizar la situación y, en su caso, decidir nuevas movilizaciones. Pero para José Luis López, representante del Sindicato de Circulación, "será difícil un acuerdo (con Fomento) si no se cambia de actitud".

La ministra de Fomento había convocado a los representantes sindicales del ferrocarril a una reunión en el Ministerio para explicar la reforma del sector aprobada en el Consejo de Ministros del pasado viernes. Según fuentes oficiales del Ministerio, Ana Pastor ofreció a los sindicatos "abrir proceso de diálogo y negociación" sobre la apertura a la competencia del sector. Además, Pastor reiteró a los sindicatos que el "objetivo fundamental" de la reforma aprobada la semana pasada por el Consejo de Ministros es "garantizar la viabilidad de los operadores ferroviarios", para lo que estima preciso "adoptar un conjunto de medidas, dada la situación de endeudamiento y pérdidas que presentan Adif, Renfe y Feve". Según los datos proporcionados por Fomento, estas tres empresas, que anualmente reciben del Estado unos 2.500 millones de euros y emplean a casi 29.000 trabajadores, cerraron 2011 con números rojos conjuntos de 447 millones y una deuda de 20.700 millones de euros.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios