"De caja única, ni hablar", afirma ahora el consejero de Economía

  • Griñán rechaza una posible fusión de las cinco cajas de ahorros andaluzas y asegura que la competencia es "buena"

Comentarios 17

El consejero andaluz de Economía, José Antonio Griñán, rechazó ayer en Sevilla la posibilidad de que las cinco cajas de ahorro andaluzas se fusionen en una. Incluso llegó a afirmar: "De caja única, ni hablar. A mí lo único me suena muy mal, me gusta la diversidad". Griñán subrayó que Andalucía "necesita un potente sector financiero pero, también, competencia", informa Efe. El titular de Economía consideró "bueno" que existan varias cajas y que "tengan que competir para hacerse más eficientes". "Una caja responde a muchas cosas, pero también a los intereses de un territorio que la vio nacer y que le ha dado vida y su propia idiosincrasia; romper eso es muy complicado, pero al decir esto, también pienso que Andalucía es mucho más que la suma de ocho provincias", añadió.

Griñán aseguró que los presidentes de las entidades le han brinado "la mayor ayuda" que ha tenido en esta legislatura, pero les pidió que "se miren a los ojos" y tengan en cuenta que, aparte de a sus consejos de administración, "se deben también a un interés general mucho más amplio".

"Vamos a ver si en el sector financiero podemos hacer una contemplación global de Andalucía; no es difícil si todos estamos de acuerdo", agregó. Respecto al Banco Europeo de Finanzas (BEF), en el que participan las cinco cajas andaluzas, José Antonio Griñán opinó que "no tiene por qué ser un potente banco industrial", sino "un potente factor de decisiones financieras".

Asimismo, el consejero de Economía calificó de "disparate" que la próxima campaña electoral se centre en rebajas fiscales y advirtió que bajar los impuestos a cambio de aumentar el endeudamiento público supone "bajárselos a los contribuyentes pero subírselos a los hijos".

José Antonio Griñán recordó que las comunidades autónomas sólo pueden actuar sobre un 25 por ciento de sus ingresos, ya que el resto procede de transferencias, y abogó por que el debate no se centre en rebajas fiscales generalizadas sino "en qué impuestos se bajan y a quién".

El titular de Economía destacó también la necesidad de reducir el endeudamiento público para afrontar las ineludibles demandas sociales que causará el envejecimiento de la población y por la necesidad de que las inversiones públicas se financien cada vez más con fondos propios ante la inevitable pérdida de ayudas europeas a partir de 2013.

más noticias de ECONOMÍA Ir a la sección Economía »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios