La Feria fuera de la Feria

  • Muchos jóvenes viven esta la semana fuera del Real en las calles del barrio de los Remedios.

Comentarios 1

El Real de la Feria va más allá de la portada. Por lo menos para los cientos de jóvenes que aprovechan las calles aledañas al recinto ferial para disfrutar durante esta semana. Bolsas de hielos, botellas de manzanilla y gaseosa se distribuyen por las aceras ganando la partida del rebujito en precio y cantidad a las casetas.

Estos botellódromos improvisados, que están permanentemente alerta por la presencia policial, se desarrollan diariamente desde el comienzo de la tarde hasta altas horas de la madrugada, cuando muchos jóvenes se trasladan a las casetas para vivir las últimas horas de la jornada.

Esta práctica obliga a los servicios de limpieza a esforzarse en estos puntos, donde los restos del paso de estos jóvenes se hace notar visual, acústica y aromáticamente. Las quejas de vecinos y peatones contrastan con las justificaciones de los jóvenes que afirman no tener otra opción ante los precios en bares y casetas durante la semana ferial.

Etiquetas

, , ,

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios