La UE y África pasan página sin un consenso en temas comerciales

  • Los países africanos rechazan los modelos de asociación propuestos por Europa · Los dirigentes minimizan las discrepancias y se comprometen con un plan de acción para los próximos tres años

Comentarios 0

La Cumbre UE-África "ha significado dar vuelta a una página en la historia" al iniciar una nueva época de relaciones en "posición de igualdad" y basadas en el "respeto mutuo", dijo el primer ministro portugués y presidente de turno de la Unión Europea (UE), José Sócrates.

Lisboa es "un punto de partida", confirmó el presidente de la comisión de la Unión Africana (UA), Alfa Omara Konaré. Sobre la mesa una estrategia de partenariado euroafricano y un plan de acción a tres años vista sobre seguridad, derechos humanos, desarrollo, inmigración o energía, entre otros asuntos. Sin embargo, las divergencias en el tema comercial continúan ya que los países africanos rechazaron los modelos de acuerdos comerciales propuestos por Europa.

Los mandatarios de las 80 delegaciones reunidas en Lisboa aprobaron ayer varios documentos basados en un "diálogo franco" y que traerá ventajas para todos, según dijo Konaré.

Entre lo acordado destaca el compromiso para defender la democracia, mayor cooperación en la lucha contra el terrorismo o la gestión de los flujos migratorios, políticas para combatir la degradación y desertificación de África y el sur de Europa, fomento a la integración regional, cooperación energética, apoyo a las operaciones de paz de la UA o fomento de la promoción de la mujer.

Además, marca para 2010 la celebración de la próxima cumbre y establece una mayor representación de la UA en Bruselas y de la UE ante el organismo africano en Addis Abeba, la capital etíope, con un delegado especial.

El dirigente de Ghana y presidente de turno de la UA, John Kufuor, indicó que el reto es ahora que todos los países pongan en marcha el plan de acción con urgencia y recordó que los encuentros periódicos harán un seguimiento de su cumplimiento.

Sin embargo, aunque todos hablaron de éxito, no ocultaron las discrepancias en temas comerciales, uno de los puntos más espinosos de la reunión y que se cerró sin consenso ya que la mayoría de líderes africanos rechazaron los nuevos pactos comerciales propuestos por la UE (los conocidos como EPA en sus siglas en inglés) y que deberían sustituir a los actuales a partir del 31 de diciembre por exigencia de la Organización Mundial del Comercio.

Muchos estados africanos temen que con los EPA, que liberalizarían el mercado, quede hipotecado su desarrollo ya que dejarían de recibir ingresos por aranceles mientras los productos europeos inundan su continente.

"Estoy de acuerdo con este espíritu de crear una nueva relación, pero debemos definir cómo es esa relación", dijo el presidente de Senegal, Abdulaye Wade, el dirigente que abandera, junto con el líder surafricano, la lucha en contra los EPA.

El presidente de la comisión de la UA, quiso minimizar las divergencias al hablar de "puntos de desacuerdo pero no rupturas" y abogó por buscar nuevas "fórmulas de consenso" en esta cuestión.

No obstante, la UE seguirá en el empeño para intentar ser competitiva ante una potencia como China que ha entrado con mucha fuerza en el continente sin exigencias de democracia ni escrúpulos en derechos humanos y sin la burocracia de Bruselas.

El presidente de Zimbabue, Robert Mugabe, acaparó la mayoría de las críticas, sobre todo de los dirigentes europeos, a quienes no dudó en llamarles "arrogantes".

más noticias de MUNDO Ir a la sección Mundo »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios