Montaño defiende el carácter "marino" de las Atarazanas

  • La delegada niega que el espacio esté en desuso y dice que "se han dado pasos"

La delegada municipal de Cultura, Maribel Montaño, defendió ayer que el uso definitivo que la Junta de Andalucía dé a las Reales Atarazanas debería estar ligado de alguna manera al carácter "marino" de dicho espacio, a fin de "proyectar este aspecto de la ciudad". Montaño afirma que la idea de crear un museo naval en este enclave, promovida por la Fundación Atarazanas y respaldada por el Pleno del Consistorio, "está aún abierta a lo que diga el plan director encargado por la Consejería de Cultura". Según explica, la Junta "ha encargado un plan director, sobre los posibles proyectos para este edificio", si bien señala que de momento no está cerrada ninguna opción. Preguntada sobre por qué sigue sin tener un uso definitivo este espacio, Montaño destaca que "se han dado muchos pasos", como poner en marcha una sala de teatro o ejecutar varias rehabilitaciones. No obstante, reconoce que las Atarazanas "sigue teniendo problemas, debido a que cuenta con enormes espacios", aunque niega que en todos estos años "haya estado parado o sin uso cultural".

Por último, anuncia que el Ayuntamiento instalará durante los seis primeros meses del año en dicho enclave unas maquetas con las que se explicará la evolución urbanística de la ciudad desde el Medievo a la actualidad.

El viceconsejero de Cultura, José María Rodríguez, anunció el jueves que en febrero se convocará el concurso de ideas para la redacción del proyecto arquitectónico de las Reales Atarazanas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios