Noches de poesía en Don Fadrique

  • La Casa de los Poetas cierra su programación de primavera con sendas jornadas dedicadas a Shakespeare, con Rivero Taravillo y el grupo Marizápalos, y al singular universo de Corcobado

La Casa de los Poetas y las Letras pone esta noche y mañana el colofón a su temporada de actividades de primavera con una nueva edición de sus Textos nocturnos, esta vez en el sugerente espacio de la Torre de Don Fadrique, en Santa Clara, con sendas sesiones de lecturas, música y performance. Los protagonistas serán el poeta, ensayista y traductor Antonio Rivero Taravillo, al que acompañará el grupo Marizápalos, especializado en música renacentista y barroca; y mañana el músico, novelista y poeta Javier Corcobado.

Responsable, entre otros muchos, de la traducción de los Sonetos y algunos años después, en 2010, del monumental proyecto que representó la nueva traducción de la Poesía Completa de Shakespeare, Rivero Taravillo dedicará precisamente al genio inglés las lecturas de su espectáculo, titulado In the Glob. En torno a W. Shakespeare. "Yo no soy actor, evidentemente, pero un traductor es siempre el mejor lector porque debe introducirse bajo la superficie del texto para desentrañarlo. Leeré mis traducciones, claro, de modo que resaltaré las características rítmicas de los versos, porque la poesía no es solamente el qué sino también el cómo, esa música que es en última instancia lo que cautiva", explica Rivero Taravillo.

Los textos seleccionados serán una "muestra representativa y equilibrada" de la escritura de Shakespeare. Habrá poesía: un fragmento de Venus y Adonis, un poema de raíz clásica, basada en Las metamorfosis de Ovidio, de "gran ligereza y encanto", dice; también sonetos en los que se exploran "diferentes formas de la pasión amorosa"; y por supuesto muestras de su obra dramatúrgica: el famoso monólogo de Enrique V en el día de San Crispín, cuando el rey arenga a sus exhaustas y mermadas tropas para leventarles el ánimo y cantar al valor -sobre todo al de la amistad- antes de la batalla contra los franceses, mucho más numerosos y crecidos; y para rematar el aún más conocido soliloquio de Hamlet, el de "ser o no ser", "uno de los pasajes más reflexivos y metáfísicos" del Bardo.

En la lectura se alternarán los poemas con la interpretación de piezas musicales de la época de Shakespeare -una selección de John Dowland, Thomas Morley y Henry Purcell- por parte de Marizápalos, formación compuesta por Cristina Bayón (soprano), Aníbal Soriano (guitarra barroca), Leonardo Luckert (violonchelo) y Álvaro Garrido (percusión).

Mañana, con entrada libre hasta completar aforo al igual que en la jornada de hoy, llegará el turno de Corcobado, uno de los creadores nacionales más inconfundibles y singulares, siempre envuelto en un perfume de malditismo y ejerciendo de artista semisecreto o de culto desde que a mediados de los 80 irrumpiera tanto en el campo de la música con su rock desgarrado, ruidista y experimental al frente de Mar Otra Vez (recientemente resucitados en el marco del festival Primavera Sound), como en el de la creación y la difusión poética en su condición de escritor e incansable agitador en publicaciones underground. Con el componente teatral o performático de todas sus propuestas y antes de su nueva y próxima visita (para ofrecer un concierto el 1 de julio en el Cicus), esta vez Corcobado leerá, bajo el epígrafe Dios perdona a Satanás y vuelve a acogerlo en su seno, una selección de poemas propios así como de Stephen Dunn, Ferlinghetti y John Milton.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios