El Ayuntamiento investiga la legalidad de un almacén de butano

  • La nave está situada en suelo no urbanizable y se quedó a poca distancia del fuego que se originó hace unos días en la carretera que une el pueblo con Camas

El Ayuntamiento de Valencina de la Concepción está investigando la situación legal en la que se encuentra un almacén de bombonas de butano. La nave estuvo a punto de ser alcanzada por el incendio que tuvo lugar el pasado 3 de agosto en dicho municipio.

Según confirmó el arquitecto municipal de obras mayores del Ayuntamiento de Valencina, Rubén Font, el almacén está situado en suelo no urbanizable, concretamente junto al polígono industrial Los Girasoles. No obstante, este técnico explicó que algunas naves situadas en este suelo "tienen los papeles en regla", y pueden realizar sus actividades en la zona porque, según recoge el PAU (plan de actuación urbanística), son de interés público. "Llevo nueve años en el Ayuntamiento y hoy por hoy, no aprobaría la apertura de esa nave en este suelo", comentó a este periódico Rubén Font.

Al parecer, el almacén lleva más de 10 años instalado junto al polígono industrial Los Girasoles y su ubicación, supuestamente ilegal, pudo provocar un desastre de grandes magnitudes cuando el pasado 3 de agosto se produjo un incendio en una zona de pastos que quemó tres hectáreas de rastrojos y matorral en una zona de suelo no urbanizable considerada de especial protección, algo que causó preocupación dentro del Consistorio valencinero. "Si realmente se demuestra que el almacén está en un lugar que no debería, tomaremos las medidas pertinentes y procederemos a cerrarlo", adelantó el arquitecto municipal, quien añadió que durante estos días están tratando de ponerse en contacto con el propietario de dicho almacén para pedirle la documentación que certifique "que todo está en regla".

El planeamiento urbanístico de Valencina de la Concepción ha sido objeto en los últimos años de numerosas críticas por parte de vecinos y colectivos conservacionistas de la comarca.

El fuego se inició en la antigua carretera que une el municipio con la localidad de Camas, y ayudado por unas fuertes rachas de viento, llegó a afectar a varias naves, donde se quemaron materiales sólidos, líquidos así como multitud de cableado.

Varios testigos presenciales indicaron en un primer momento que el fuego se acercaba "peligrosamente" al recinto donde una empresa de distribución tiene almacenadas bombonas de butano. La actuación de varios retenes de bomberos evitó que las llamas afectaran al recinto, aunque el curso del fuego rodeó la mencionada nave.

Los vecinos de la localidad dijeron a este periódico que el aire, que avanzaba en un primer momento hacia la parte sur del Aljarafe, dejaba ver un humo negro que "no parecía" que fuese pasto o cultivo de secano, sino "como si se estuviera quemando material industrial". El incendio también amenazó a varias viviendas de la barriada de La Cruz de Camas, aunque finalmente no fue necesario realizar ningún desalojo ni se produjeron daños personales ni materiales en las zonas aledañas al fuego donde habita gente. Las posibles causas que pudieron provocar el incendio aún se desconocen.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios