Ecologistas denuncian que se hacen monterías ilegales

  • El colectivo alerta de que las cacerías se celebran en dos fincas protegidas del entorno del pantano de Melonares

Ecologistas en Acción denunció ayer públicamente que las fincas Los Ganchales y Dehesa del Viar, ubicadas en el entorno del pantano de Melonares, acogen monterías con unos 90 cazadores pese a tratarse de zonas de especial protección para las aves (ZEPA).

La organización señaló que lasmonterías celebradas el lunes en terrenos del Parque Natural de la Sierra Norte se cobraron 50 piezas. Además, Ecologistas en Acción advirtió que en la jornada de hoy tendrán lugar algunas más. Según el colectivo proteccionista, las cacerías se celebran en la zona de compensación del embalse "bajo los designios de la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir" y "con la "autorización" de la Consejería de Medio Ambiente, así como la "complicidad" del Ayuntamiento de Almadén. Cada montería cuenta con 45 puestos, diez que el Consistorio de Almadén habría sorteado en el municipio y los 35 restantes que "se reserva la Confederación Hidrográfica para sus invitados", advierte Ecologistas en Acción. Éstos denuncian además que las fincas "no están declaradas como cotos" y que las monterías "se celebran fuera del periodo hábil de caza mayor, en tiempo de nidificación de rapaces y cuando las ciervas y los jabalíes están en reproducción". Ecologistas en Acción ha denunciado en la Junta Rectora del Parque Natural en varias ocasiones esta práctica.

"La montería la han camuflado como una batida por daños, lo cual es incierto y sólo está permitido matar ciervas y jabalíes. Estas cacerías se convierten en auténticas masacres de hembras preñadas. La irresponsabilidad de la Junta es absoluta al autorizarlas, porque incumple la legislación europea", advierte el grupo ambientalista.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios