Sucesos

Incautados nueve kilos de cocaína en el aeropuerto de San Pablo

  • La Policía Nacional intercepta a una mujer de 47 años que hacía de 'correo' de la droga, oculta en cuatro portafolios y dos juegos de sábanas.

Comentarios 4

La Policía Nacional se ha incautado de casi nueve kilos de cocaína en el aeropuerto de Sevilla y "culmina las investigaciones" que "se estaban realizando, desde hacía varios meses, sobre la introducción y distribución de cocaína en Sevilla".

En un comunicado, la Policía Nacional ha informado de que la introducción de la cocaína se realizaba a través de "correos" que transportan la droga "procedente de Brasil, en sus equipajes, con distintos sistemas de ocultación".

La operación conocida con el nombre de Brasilia ha dado lugar a la detención de la ciudadana española M.G.C, nacida en 1961 y sin antecedentes policiales, que ha sido puesta a disposición judicial, quien ha decretado su inmediato ingreso en prisión.

La detención se llevó a cabo el pasado lunes en el aeropuerto de San Pablo "cuando llegaba a Sevilla procedente de Brasil, vía Lisboa, siendo ésta una línea utilizada frecuentemente para la introducción de cocaína", dice la nota.

"La operación se realizaba al utilizar el contacto con personas de vida normal y sin antecedentes policiales, a las cuales les pagan el viaje de ida y vuelta a Brasil así como la estancia allí y, una vez allí, otro contacto le entrega la mercancía que pasarán oculta en sus equipajes, vía Lisboa a Sevilla".

La Policía, por las investigaciones seguidas durante meses, tenía conocimiento de que precisamente ese día llegaría un "correo" al aeropuerto de Sevilla, por lo que se procedió a efectuar un control.

Los agentes procedieron a revisar su equipaje, comprobando que portaba en el interior de su maleta cuatro carpetas de tipo portafolio que llamaron la atención de los agentes al comprobar que arrojaba un peso superior al que corresponde a un artículo de este tipo, así como se podía observar evidencias de manipulación.

Se comprobó además que en el interior de su maleta había dos juegos de sábanas cerradas herméticamente en sus fundas de plástico, que también pesaban más de lo normal por lo que se inspeccionó y se encontraron camufladas "8.900 gramos de cocaína de gran pureza" que hubieran alcanzado en el mercado un valor de unos 304.000 euros.

Los cálculos policiales señalan que "en caso de ser cortada y vendida al por menor, pudiendo llegar a valer hasta 550.000 euros.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios