Lipasam retira 1.400 vehículos abandonados, el doble que en 2006

Comentarios 0

Pocas oficinas municipales pueden presumir de tener un balance tan efectivo como exitoso al año de su creación. Una de ellas es la Oficina de Vehículos Abandonados (OVA) creada en junio de 2006 con el fin de coordinar y gestionar de modo eficaz la retirada y tratamiento como residuo sólido de los vehículos abandonados en plena vía pública que, además de ofrecer una imagen negativa de la ciudad, constituían focos de suciedad e incluso refugio de indigentes, drogadictos e incluso prostitutas en el ejercicio de su profesión. Transcurrido el primer año de actividad, la OVA ha gestionado más de 2.600 expedientes y retirado de las calles unos 2.000 vehículos abandonados, la mayoría de ellos durante los diez primeros meses de este año, en que se ha llegado a doblar la cifra de automóviles retirados de 2006. Antes de crearse la OVA, el Consistorio realizó un estudio de campo que revelaba la presencia de unos 2.500 vehículos abandonados en las calles de Sevilla.

El gerente de Lipasam, Rafael Pineda, presentó ayer los resultados de la OVA, que durante este año ha retirado y depositado 1.408 vehículos, además de tramitar 1.944 expedientes por denuncias vecinales o inspecciones de operarios municipales. Además, se han tramitado como novedad otras 1.221 denuncias contra propietarios de automóviles por abandono. Frente a esta actividad, en 2006 se retiraron sólo 621 coches (46 en el primer trimestre y 575 en el segundo), se gestionaron 675 expedientes y se realizaron 711 notificaciones.

Pineda destacó que el protocolo de actuación de la OVA incluye plazos límites para hacer efectiva la retirada: en caso de actuación de oficio de la Policía Local y de denuncias vecinales, el plazo máximo de retirada será de 60 días. Una de las principales novedades introducidas es la creación de la "entrega voluntaria" de vehículos en mal estado por sus propietarios para su tratamiento como residuos sólidos de forma completamente gratuita. En 2006 fueron cedidos 48 vehículos, y en lo que llevamos de año, 375.

En estos casos, una llamada a la OVA facilita una cita previa para la entrega de la documentación del vehículo, que será dado de baja y retirado de las calles en un plazo máximo de 72 horas.

Por distritos policiales, Triana-Los Remedios es la zona donde la OVA ha retirado un mayor número de vehículos en lo que llevamos de año, exactamente 382 coches, lo que se traduce en términos porcentuales en el 27 por ciento del total. Le siguen el distrito Gavilanes-Este (285 vehículos), Sur (231), Macarena (195), San Pablo (126), Nervión (118) y Centro (71 vehículos retirados). Por expedientes tramitados encabeza el listado el distrito policial Gavilanes-Este, mientras que en Triana-Los Remedios es donde mayor número de propietarios (86) han cedido sus coches a la OVA para la retirada y destrucción, y en Macarena donde más vecinos han procedido a retirar sus coches tras ser apercibidos (163).

Rafael Pineda aludió también a las repercusiones medioambientales derivadas de la actividad de la OVA, sobre todo en evitar vertidos incontrolados. Las actuaciones realizadas hasta la fecha han supuesto la recuperación y tratamiento de 7.000 litros de aceite de vehículos, 20.750 kilos de plomo y ácido de baterías, 3.500 litros de anticongelante, 8.300 neumáticos y 1,6 toneladas de chatarra.

más noticias de SEVILLA Ir a la sección Sevilla »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios