Paralizado el derribo de parte de la antigua fábrica de Cruzcampo

  • Urbanismo suspende los trabajos por carecer de licencia y no adecuarse a la normativa

Comentarios 2

La Gerencia de Urbanismo del Ayuntamiento de Sevilla ha paralizado los trabajos de derribo de una parte de la antigua fábrica de Cruzcampo en la avenida de Andalucía. La demolición de las instalaciones de la cadena de embotellado de la fábrica, en el edificio situado en la confluencia de la calle Tarso con la avenida del Greco, ha sido suspendida de forma temporal porque carece de licencia de obra y no se adapta a la normativa urbanística.

Igualmente, también se están desmontando las instalaciones próximas a la calle Manuel Velasco Pando y a la Plaza de Malta. El Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) indica que el conjunto de esta parcela debe contar con un plan especial que establezca un nivel de protección para la antigua fábrica de cerveza. Las obras de derribo de esta parte de la fábrica se encuentran actualmente en ejecución, después de que la empresa Heineken se haya trasladado ya a las nuevas dependencias situadas en Alcalá de Guadaíra.

La promotora que realiza la obra es la compañía vitoriana Urvasco. Este periódico intentó ayer contactar sin éxito con la dirección de esta compañía para ofrecer su versión sobre la paralización de las obras y su falta de adecuación a la normativa urbanística vigente y a los criterios marcados por el PGOU.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios